Skip to main content
Publicidad
Publicidad

Splatterhouse

Sangriento retorno
Sangriento retorno
review_game
| |
95525 visitas
Una franquicia clásica de finales de los 80/principios de los 90 regresa por todo lo alto con una producción que satisfará a aficionados y nuevos usuarios con su gran jugabilidad y su abundancia de contenido. Eso sí, su gore extermo y su contenido lo convierten, como no podría ser de otra forma con esta franquicia, en un título no apto para menores.

Hablar de Splatterhouse es hacerlo de la propia historia del videojuego. No en vano, es una de las franquicias clásicas que los más veteranos del lugar echaban de menos en sus consolas, ya que no en vano hacía casi dos décadas que no se veía una entrega del terrorífico beat'em up de Namco. Cuando en 1988 llegó a las recreativas la primera entrega, el éxito de la misma sorprendió a propios y extraños, ya que su concepto arriesgado y su puesta en escena tan polémica sobrevivió a todo para convertirse en un clásico atemporal. Siguiendo la estela de muchos de los beat'em up de la época, Splatterhouse era un 'yo contra el barrio' en el que Rick debía ponerse la Máscara del Terror para adentrarse en la mansión West y así rescatar a su novia Jennifer de las garras de un científico loco.

Manteniendo las bases del género por la época (scroll lateral, armas y unos limitados tres impactos por vida), el juego ofrecía como principal innovación que en vez de las calles recorríamos un inframundo cargado de criaturas demoníacas y engendros salidos de nuestras pesadillas. Splatterhouse, convertido en un título de renombre internacional, regresaría en 1992 en exclusiva para Mega Drive, donde nos encontrábamos tres meses después de los eventos del original obligados a volver a la malvada mansión a intentar rescatar a Jennifer por segunda vez. De nuevo una mecánica de avance lineal en dos dimensiones, con armas, criaturas demoníacas y algún que otro poder de la máscara, en un beat'em up cargado de acción y, una vez más, difícil y que obligaba al usuario a hacer uso de toda su pericia.

2984808152010_splat_05.jpg Captura de pantalla

Tan solo un año después, en 1993, Rick regresaría en exclusiva a Mega Drive para ofrecernos la tercera entrega de sus aventuras, la cual sigue considerada por muchos a día de hoy como la mejor y la más completa, además de uno de los mejores beat'em up de la generación. Han pasado cinco año desde la segunda entrega y Rick deberá salvar a su ya mujer Jennifer y a su hijo David de las fuerzas del mal. Para ello, deberá enfundarse de nuevo la máscara del terror y superar una compleja contrarreloj con diversos finales, infinidad de caminos posibles y una ambientación de auténtico lujo. Pero en aquel momento, Namco quiso dar por finalizada la franquicia y no volvimos a saber nada de ella (salvo algún que otro pequeño cameo) hasta este año 2010.

29857scrnshot_s0029.jpg Captura de pantalla

Resucitar una franquicia como Splatterhouse la friolera de 17 años después es algo muy arriesgado, sobre todo porque la nostalgia ha ido calando y potenciando el encanto de los títulos originales y los aficionados tienen en muy alta estima sus primeros momentos vividos con Rick y la máscara. Además, se han visto diversos casos de intentos de reinicio y resurrección de franquicias que no han terminado de cuajar o funcionar como deberían. Pero Splatterhouse no se ha mirado en el espejo de los fracasos, sino en el de grandes éxitos que han funcionado muy bien en el salto generacional, como podría ser el caso de Ninja Gaiden. La apuesta de Namco era, sin duda, arriesgada, pero la franquicia tenía potencial para funcionar y rellenar abundantes huecos que existen hoy en día en el mercado.

29858scrnshot_s0034.jpg Captura de pantalla

El primero de ellos es revivir los beat'em up con un título de calidad. Obras como Golden Axe dejaban mucho que desear en todos los niveles, pero Splatterhouse consigue recuperar todo el espíritu del género tradicional y adaptarlo con una perfecta precisión a la época actual. El segundo es ofrecer una mecánica con ambientación de terror que, a diferencia de en la generación pasada, en esta está contando con incursiones muy contadas y no todas ellas de la calidad que deberían o que se adentrar en terrenos diferentes del terror y el gore. Y por supuesto, el más importante, devolvernos a la vieja escuela, ya que en todo momento recuerda a los Splatterhouse originales, a los títulos de antaño con una dificultad lo bastante elevada como para obligarnos a repetir una zona más ocasiones de lo que nos gustaría, pero sin resultar exasperante como para hacernos dejar el juego.

2984608152010_splat_03.jpg Captura de pantalla

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
7,5
Regístrate o haz login para votar
Desarrolla: 
Namco Bandai Games
Género: 
Acción
Lanzamiento: 
26/11/2010
Voces: 
Inglés
Texto: 
Español
Plataforma: 
360
También en:
PS3
+18

Add to my games

publicidad

Vídeos (4)
Ver todo >

10/06/2010
Visto 7408 veces
20/05/2010
Visto 2399 veces

Metacritic

publicidad
Publicidad
Publicidad