Skip to main content
Publicidad
Metal Gear Rising: Revengeance

Desarrollo japonés
Metal Gear Rising: Revengeance es un título marcadamente japonés, y eso es algo que debe quedar claro desde un primer momento. Estamos ante un producto que cuenta con muchísimas de las hipérboles que nos han llegado siempre de diversas disciplinas del país del Sol Naciente. Las escenas cinemáticas, por ejemplo, cuentan con unas grandes dosis de acción y unos momentos peliculeros totalmente exagerados. Como si de un manga de los noventa se tratara. Ver como Raiden salta a cámara lenta y su barbilla pasa a un milímetro de una hélice de helicóptero, por ejemplo, es una constante en situaciones inverosímiles pero a la vez espectaculares. En este sentido, las CG se acercan más a lo que vimos en el remake de Metal Gear Solid para Gamecube que a lo que hemos visto en la saga principal (con matices, ya que el propio Raiden en Metal Gear Solid 4 tiene momentos superlativos).

Además, el humor está presente en cada momento del juego. No de manera evidente y constante –no es Lollipop Chainsaw- pero sí en diálogos, chascarillos o situaciones que también nos recuerdan que estamos ante un videojuego “made in Japan”. El momento más extremo en el que se notan todos estos elementos que estamos comentando es seguramente la batalla final, tanto por el desarrollo en general del escenario como por el jefe final en sí. Es un elemento controvertido que no dejará indiferente a nadie: o lo odias o lo amas. La puesta en escena, eso sí, demuestra que no estamos ante una concepción occidental del desarrollo de personajes y argumentos. Una cosa no se le puede negar, original y curioso es. Otro tema es su dificultad, mal calibrada en ciertos momentos pero bastante variado.

Los códecs están presentes y tenemos horas de conversaciones con diversos personajes. Voces en inglés, textos en castellano.
Los códecs están presentes y tenemos horas de conversaciones con diversos personajes. Voces en inglés, textos en castellano.

El juego cuenta con diversos guiños a la franquicia Metal Gear que son de agradecer. Ya hemos hablado de algunas de las armas y herramientas que usa Raiden y que serían muy útiles para el propio Solid Snake, pero hay otros detalles simpáticos. La señal de alerta cuando un enemigo nos avista es un buen ejemplo –con el sonido correspondiente- así como la interrogación de confusión. El códec suena exactamente igual que en la saga Metal Gear cuando nos llaman, y tiene una puesta en escena muy similar. La estética de los enemigos, el escenario en el que nos encontramos, etc. También está claramente influenciada por Metal Gear Solid 4. Los grandes discursos sobre ideales y charlas entre enemigos que se matarán poco después también están. Y se agradecen.

Apartado técnico
Metal Gear Rising: Revengeance destaca principalmente por la velocidad a la que suceden todas las cosas que suceden. Un elemento que no puede pasarnos por alto es que funciona a 60 frames por segundo, algo que se nota en dinamismo y ritmo de combate. Las animaciones de Raiden son lo más destacado del apartado técnico, ya que se mueve a gran velocidad y con suavidad absoluta. El control de la katana, sus cortes y como encadenamos nuestras acciones también rinde a un nivel excelso, algo que se puede decir de la gran mayoría de patrones y movimientos de los enemigos. No estamos ante un portento técnico que nos ofrece algo para la vista inimaginable, pero cumple con su cometido a nivel de carga poligonal y animaciones, aunque algunos escenarios están demasiado vacíos.

Iremos recogiendo nuevas armas que podremos usar para acabar con los enemigos.
Iremos recogiendo nuevas armas que podremos usar para acabar con los enemigos.

No nos engañemos, no es un título que sea impecable y cuenta con elementos mejorables que podremos ver a poco que nos fijemos. Lo más destacado en este sentido es la presencia de texturas planas y pixeladas en elementos como árboles u otras recreaciones de jardinería. Otros elementos, como la presencia del agua en unas alcantarillas, cumple sin más. El motor de físicas tiene algunos errores también, con particiones extrañas en ciertos enemigos de gran volumen. Y la presencia en ciertos momentos de clipping.

El apartado sonoro nos ofrece un compendio de baterías sonando a mil revoluciones, guitarras eléctricas que no paran de tocar como si no hubiera un mañana y en general música rock y heavy que acompaña perfectamente a la acción. Estamos corriendo, desmembrando y combatiendo cada dos por tres, y la música aporta el toque necesario para que vayamos todavía más rápido si es necesario. El juego llega con voces en inglés –hay una gran cantidad de diálogos- y la representación en charlas y demás es más que convincente con la interpretación que se les ha dado. A cambio, eso sí, contamos con los textos en pantalla –subtítulos incluidos- totalmente traducidos al castellano.

El sistema de combate es una de las grandes bazas de Raiden.
El sistema de combate es una de las grandes bazas de Raiden.

Conclusión: 

Metal Gear Rising: Revengeance ya está aquí, y llega como un hack and slash de primera línea. Estamos ante un título que ofrece la esencia de los productos Platinum Games: acción sin descanso, adrenalina por los cuatro costados y un elevadísimo ritmo de juego. Raiden es un personaje ágil, lleno de posibilidades katana en mano y con una gran versatilidad que le permite, además de cortar cabezas, usar lanzacohetes, granadas, cajas de cartón para esconderse y muchas cosas más. Y es que esta es una de las grandes virtudes del título: el sistema de combate es sencillo, veloz y ofensivo –solo hace falta ver su único mecanismo de defensa, el parry- pero junto a ello tenemos elementos variados que ofrecen situaciones originales en el desarrollo del título. Desde los ataques con armas de fuego a los momentos de sigilo, pasando por el modo Katana mediante el cual cortamos en pedazos a los enemigos controlando como nunca antes una espada de este calibre.

No es un título perfecto, y eso se deja ver en la IA de los enemigos ante momentos de sigilo –no reaccionan de manera verosímil- y en el control “libre” de la katana, que es poco intuitivo. Técnicamente va a 60 fps y se agradece, pero tiene algunos fallos evidentes a nivel visual en colisiones y pequeños defectos como clipping. Además, la profundidad de las armas de Raiden seguramente no llega a las cotas de otros títulos como Ninja Gaiden o Bayonetta, aunque no echaremos en falta posibilidades de ataque. Con un argumento y una cantidad de diálogos y detalles que no se acostumbran a ver en los hack and slash –donde la historia acostumbra a ser una mera excusa-  y un apartado artístico que recrea con acierto muchos de los elementos del universo Metal Gear, cabe remarcar que Revengeance no es un juego enfocado a los amantes del mundo creado por Kojima. Es un juego enfocado a los amantes de los hack and slash. Y si además les gusta todo lo relacionado con Metal Gear, es para estar de enhorabuena.

Lo MejorLo Peor
Platinum impregna un ritmo de juego marca de la casa: acción sin descanso, frenetismo y velocidad; todo a 60 fps
Las situaciones de sigilo no están del todo bien calibradas
El sistema de combate: sencillo de controlar, variado, con posibilidades novedosas (modo Katana) y muy ofensivo
El control de katana libre (no el modo katana entero en sí) es poco intuitivo
Los añadidos Metal Gear que dan variedad a la campaña: Armas secundarias, las herramientas heredadas de Metal Gear, realidad aumentada, códec...
Ciertos QTE que simplemente sobran
Argumento, personajes (sobre todo Raiden) y diálogos destacados, por encima de la media de los Hack and Slash
Algunos Jefes Finales
Generoso en extras: objetos escondidos, desafíos, misiones VR, títulos desbloqueables...

Puntuación

Muy Bueno
Juego de notable acabado que disfrutaremos y recordaremos. Una buena compra, muy recomendable para amantes del género. Está bien cuidado a todos los niveles.
Cómpralo.
Jugabilidad

Sistema de combate variado, tanto por las posibilidades del cuerpo a cuerpo como por los añadidos con las armas secundarias. Momentos variados como el sigilo y herencias interesantes de la franquicia Metal Gear. Frenéticol, divertido e intenso. Un juego que te hace querer rejugarlo más de una vez.

Gráficos

Técnicamente tiene ciertos contrastes. Los 60 frames por segundo son una maravilla y el juego se mueve fluido y a una gran velocidad. El problema es que hay algunos fallos de físicas, ciertos errores como clipping y escenarios algo vacíos.

Sonido

Guitarras eléctricas, baterías y en general música que va toda velocidad para acompañar el ritmo elevadísimo de la aventura. La interpretación de las voces de personajes, en inglés, es más que notable.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
8,9
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Platinum Games
Género: 
Acción
Subgéneros: 
Beat'em up
Lanzamiento: 
21/02/2013
Voces: 
Inglés
Texto: 
Español
Plataforma: 
360
También en:
PC PS3
+18Lenguaje soezViolencia

Comprar:

ver más tiendas
PAL/UK 5.78 € Comprar >
PAL/ES 10.90 € Comprar >

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad