Skip to main content
Publicidad
World of Warships
publicidad

World of Warships, Impresiones

preview_game
| - Impresiones |

Tras los éxitos cosechados por World of Tanks y World of Warplanes, Wargaming saca pecho con 'World of Warships', su última incursión en el modelo Free To Play y con la cual preteden sostener y ampliar una base de jugadores que ya supera los cien millones.

“Nosotros no ofrecemos un modelo Free To Play, sino Free To Win”. Así comienza su discurso un eufórico Víctor Kyslyi, el CEO de Wargaming. Para Kylsyi, su juego ha sabido aprovechar un nicho de jugadores que todo el mundo ha ignorado y es de ahí de donde nace su éxito. “En la beta de World of Warships tenemos más de tres millones de jugadores que dedican una media de tres horas al día al juego”, confirma, sacando a relucir unas cifras que no son nada desdeñables.

Wargaming nos reúne en los astilleros de la Armada Real de Chatham en Kent (Londres). Tras una visita guiada por un submarino y un destructor de la Segunda Guerra Mundial, los responsables de Wargaming nos permiten probar su nuevo título, no sin antes el discurso de rigor de Víctor Kyslyi, el que ya es director de la compañía desde hace más de quince años. Kyslyi lo tiene claro. La franquicia de títulos bélicos de Wargaming (Wold of Tanks, World of Warplanes y World of Warships) es un carro ganador, y las cifras lo avalan. Cien millones de jugadores, traducción a catorce idiomas y eventos competitivos constantes en el panorama de los eSports convierten al fenómeno Wargaming en uno de los líderes del sector.

“Los expertos dicen que, para 2017, el mercado de los F2P crecerá hasta dos billones de dólares”, afirma Víctor. “Ya hemos llegado a Xbox 360 y Xbox One, y antes de fin de año tendremos una beta para PS4”. El ritmo es imparable. Wargaming se expande constantemente, y su modelo de negocio, también. “Los estudios grandes no entienden el potencial de los F2P”, destaca el CEO de Wargaming. “Nosotros llenamos ese nicho”.

wows_screens_vessels_bismarck.jpg Captura de pantalla

Un crecimiento sin parangón

Antes de los dos mil, Wargaming era una empresa sin repercusión comercial. Tras el año 2011, y con un enorme cambio de su modelo de negocio y el lanzamiento de ‘World of Tanks’, la compañía de Kyslyi saltaba a competir en la liga de los mayores. ¿Tanto dinero generan los micropagos? La respuesta es afirmativa, y es que, según el CEO, el modelo de negocio permite que unos jugadores jueguen gratis “para siempre”, mientras que otros, “los más aficionados al título, inviertan dinero para ser mejores”, lo que proporciona el equilibrio perfecto.

Tras los dos primeros títulos de la renovada Wargaming, Tanks y Warplanes, Warships viene a renovar la ya tan bien asentada y funcional fórmula de la empresa bielorrusa, y reforzar de paso la oferta en lo que parece cerrar el círculo de acción bélica en vehículos relativo a la Segunda Guerra Mundial. “Queremos ofrecer los tres títulos bajo una sola experiencia. Con una sola cuenta Wargaming puedes disfrutar de la acción de Tanks, la velocidad frenética de Warplanes y el enfoque más estratégico de Warships. Según te apetezca, juegas a un título u otro”, destaca Kyslyi.

Al ser preguntado sobre si el modelo F2P aguatará mucho más tiempo, el CEO de Wargaming destaca que “visto lo bien que funciona, no parece que vaya a cambiar en mucho tiempo” y resalta que “mientras el modelo funcione, no desaparecerán (los micropagos)”.

wows_screens_vessels_tirpiz.jpg Captura de pantalla

Un enfoque más estratégico

Asesorado por varios ex militares, World of Warships se dibuja como el título más estratégico de los tres de Wargames. Esta vez no hay montañas o edificios en los que ocultarse, como en World of Tanks, ni tampoco la acción veloz de World of Warplanes, pero sí que existen infinidad de acciones tácticas y que convierten a Warships en el juego que más planificación requiere. Así, contamos con cuatro clases (destructor, acorazado, portaaviones y crucero) cuyas ventajas y desventajas están balanceadas y convierten a cada barco dependiente de los demás para ganar. Así, por ejemplo, el destructor es muy rápido y es capaz de generar niebla para ocultarse, mientras que el portaviones es lento pero tiene una gran capacidad destructiva gracias a sus aviones. La clave es que cada jugador sepa cuáles son sus fortalezas y debilidades, aprenda a aplicarlas en beneficio de su equipo y, sobre todo, que la comunicación entre los integrantes del equipo sea total.

Además, y aunque los bandos (EE.UU, Japón, Gran Bretaña y Rusia) no son definitivos al añadirse Alemania en un futuro parche, al igual que los barcos (también se añadirán nuevos contenidos con futuras actualizaciones), el balance del juego parece claro y definido. La jugabilidad, además, mucho más pausada y estratégica que en los anteriores títulos, exigirá una coordinación total y la elección de las maniobras y ataques adecuados en el momento justo para conseguir acabar con los barcos enemigos.

wows_screens_combat_05.jpg Captura de pantalla

Sin embargo, y aunque es cierto que se aprecia cierta necesidad de dedicación y profundización si se quiere controlar con maestría el título, la realidad es que su base resulta realmente accesible. Así, bastará con elegir nuestra potencia, clase de barco y armas, y lanzarnos a la batalla sin demasiadas complicaciones. La mecánica pretende facilitar la entrada a los nuevos jugadores pero ofrecer un sistema lo suficientemente complejo a los veteranos como para asegurar tanto una comunidad de jugadores profesionales como una constante entrada de nuevos adeptos, lo que viene a suplir con bastante eficacia las pretensiones de cualquier título F2P.

Los controles, finalmente, son sencillos e intuitivos. El típico A,S,D,W para maniobrar y controlar las velocidades de nuestro barco, y el ratón y los botones numéricos para disparar y seleccionar entre nuestras armas. La interfaz es sintética y accesible y el esquema de acciones disponibles resulta, de nuevo, fácil de controlar.

Gran dedicación

Lo cierto es que el título de Wargaming requiere de muchas horas para su dominio, en especial para el conocimiento absoluto de cada clase de barco, así como de sus ventajas y desventajas y que será lo que nos permita ser un valor seguro para nuestro equipo. La variedad de armamento, unido a la que ya de por sí proporcionan las diferentes clases, asegurará que, de conocer bien su rol cada jugador, las partidas sean bastante intensas. Elementos como los cálculos de las distancias de disparo, la protección de los barcos más importantes y potentes (como el portaviones) y la utilización de las islas e islotes para maniobrar y sorprender al enemigo harán las delicias de los aficionados al género, y más a los fans de los juegos de la compañía bielorrusa.

Sí, es cierto que en un principio el sistema de juego de World of Warships es confuso y caótico, y que, hasta lograr su dominio, hay ciertos momentos de frustración evidente, pero una vez controlamos las capacidades de nuestro barco y sabemos llevar a cabo el rol correspondiente en nuestro equipo, el juego se vuelve sensacional, y los combates con amigos en los que diseñar y aplicar la estrategia en base a las clases de nuestros barcos es primordial, resulta un elemento altamente divertido. También es cierto que el frenetismo no es el mismo que en World of Tanks o World of Warships, y que es un juego mucho más lento en el que, si nos sorprenden, la escasa capacidad de maniobrabilidad acabará con nosotros. Pero a cambio, el aspecto estratégico crece mucho, y la sensación tras haber planificado y llevado a cabo una estrategia que acabe con el equipo enemigo empleando a fondo la coordinación y sinergias de los barcos integrantes de nuestra flota será altamente gratificante.

wows_screens_soviet_tech_tree_image_03.jpg Captura de pantalla

World of Warships en España

Si queremos hablar de Wargaming tenemos que partir de una base muy especial. Al igual que World of Tanks y World of Warplanes, World of Warships es un MMO con un claro enfoque a los e-Sports. En Europa del Este y Rusia, el juego de la compañía bielorrusa tiene una base de jugadores enorme, pero en nuestros lares, la cosa es diferente. De hecho, al preguntarle a su CEO sobre la audiencia de sus títulos, éste reconoció que en España la base de jugadores de PC es muy escasa y que espera que, cuando World of Tanks se asiente en Xbox 360 y Xbox One y vea la luz en PS4, las cifras y la comunidad despeguen. De hecho, ante el planteamiento de la celebración de eventos Wargaming en nuestro país, Kyslyi destacó que es una maniobra que podría estudiarse en el futuro y que podría dar muy buen resultado.

Sin embargo, lo cierto es que Tanks tuvo bastante acogida en España, no así Warplanes, pero el enfoque mucho más pausado y estratégico de este Warships podría suponer el soplo de aire fresco que los usuarios españoles de Wargaming estén esperando. Ciertamente, estamos ante un amago de ‘Hundir la Flota’ virtual por equipos, y el atractivo de la propuesta radica en que algo así nunca se ha presentado antes con este enfoque. Desde luego, el objetivo de la compañía es llenar nichos, como tanto se empeñó en destacar su CEO, y si Warships es una realidad, es porque tiene el potencial de llenar el nicho al que va dirigido.

wows_screens_combat_01.jpg Captura de pantalla

En definitiva, World of Warships viene a llenar un nicho muy concreto entre Tanks y Planes, y solo el tiempo dirá si la nueva propuesta de Wargaming puede competir con sus hermanos mayores. Ya, de entrada, si os gustan los MMO y las batallas navales, el nuevo título de Wargaming va a ofreceros lo que buscáis, y tenéis horas y horas aseguradas de quebraderos de cabeza, planificación y victorias que, cuando se consiguen, saben muy, muy bien.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
8,5
Regístrate o haz login para votar
Desarrolla: 
Wargaming.net
Género: 
Estrategia
Subgéneros: 
Juego masivo multijugador, Tiempo real
On-line: 
+64 Jugadores
Lanzamiento: 
17/09/2015
Texto: 
Español
Plataforma: 
PC
+7Juego onlineViolencia

Añadir a mis juegos

publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad