Skip to main content
Publicidad
Until Dawn
publicidad

Until Dawn, Impresiones

preview_game
| - Impresiones |

Siguiendo el estilo ultra cinematográfico de Quantic Dream, Supermassive Games se atreve con esta historia de terror adolescente que consigue atrapar como pocas. Primeras horas.

Cualquiera que tenga un mínimo interés en los juegos rematadamente distintos a lo demás para este verano, sabría mucho de Until Dawn. Ya han sido varias las tomas de contacto hands on con lo nuevo de Supermassive Games para PS4 este 26 de agosto. Sin embargo, iba tocando ponernos ante la versión prácticamente final, empezar partida desde el principio y pasar unas horas con esta película interactiva de estilo David Cage y Quantic Dream capaz de retrotraernos hasta el cine de terror adolescente de los 90, en reminiscencia directa a sagas fílmicas como Sé lo que hicisteis el último verano o Scream. Éste está liado con ésta, a ella le gusta el otro, aquel no se habla con el primero, hacemos una fiesta sin padres... y un asesino despiadado quiere matarlos a todos y dejar al espectador sin aliento con sobresaltos fáciles y muy directos. Until Dawn tiene todo esto, pero también mucho más...

Conjunción bien medida entre despliegue de Quick Time Events para casi todo como en Heavy Rain o Beyond: Dos Almas, y aventura gráfica clásica donde explorar entornos medianamente abiertos en busca de objetos-llave que hagan avanzar la truculenta historia; la mejor baza de esta superproducción vistosa que aprovecha las posibilidades del hardware de PlayStation 4 está, cómo no, en la narrativa. El efecto mariposa se lleva a una nueva dimensión como pocas veces antes habíamos podido ver aletear en videojuegos. Aquí -de verdad de la buena- cada consecuencia trascendente nos deriva hacia un camino. Sin trucos ni titubeos, de hecho cada vez que tomamos una elección crucial una explosión de mariposas aparece en la esquina superior izquierda de la pantalla y se produce un autoguardado, dejando claro que ya hemos elegido y que no hay vuelta atrás para lo que sucederá a corto, medio y hasta largo plazo en consecuencia a nuestra decisión.

Una casa perdida en la montaña, una fiesta y una broma fatal.
Una casa perdida en la montaña, una fiesta y una broma fatal.

Nuevas ideas sobre viejos conceptos eficaces

De hecho, la primera introducción del juego utiliza las aristas del ala de una mariposa para explicarnos, desde un plano detalle angustiosamente cercano, cómo está estructurado el juego entero y cómo cada bifurcación supone un cambio de sendero que acaba llevando a una salida de todo el entuerto realmente diferente a las demás. En Until Dawn habrá varios finales, se nos podrán morir personajes o conseguir mantenerlos con vida, veremos secuencias que otros jugadores ni sospecharán, enrrollaremos a los protagonistas a nuestro antojo o seremos testigos de un desenlace demoledor y sorpresivo que quizá era más previsible en la partida de otros. Recuerda a Heavy Rain y Fahrenheit en todo esto, nunca a Beyond donde elegir solo nos hacía cambiar el final del capítulo concreto. De hecho, se puede decir que va mucho más allá que aquellos dos primeros juegos de Quantic Dream, hay más bifurcaciones y tienen más peso en lo que acontece posteriormente.

Puntazo para Until Dawn, pero seguimos. Los poseedores de una PlayStation Camera tendrán la opción de jugar con ésta encendida, de manera que el juego capte diversos clips bien medidos justo en los momentos de susto repentino, golpe de audio, imagen impactante y sobresalto total en definitiva. El título prepara la cámara cuando se acerca uno de estos momentazos y captura la reacción del jugador, pista de vídeo a menudo muy graciosa que podremos compartir con facilidad en redes sociales desde el propio juego. Buenísima idea que funciona perfectamente, se gestiona con mucha facilidad y ya hemos puesto a prueba.

Until Dawn (PS4) Captura de pantalla  Until Dawn (PS4) Captura de pantalla

Y hay más. Este tipo de aventuras de terror tan volcadas con lo cinematográfico que dejan un poco de lado la jugabilidad tradicional de acción, disparos o supervivencia, siempre necesitan elementos que favorezcan la rejugabilidad. En Until Dawn está la excusa de llevar la historia por otros caminos gracias a las bifurcaciones y decisiones, claro, pero Supermassive ha colocado a lo largo de todo el mapeado un despliegue de pistas para cada personaje y coleccionables interesantes que harán a los completistas quererlos todos bien archivaditos en el menú de Pausa y Galería. Hablamos especialmente de los tótems de nativos americanos, unos amuletos de piedra que contienen pequeñas visiones del futuro, consejos para situaciones venideras, explicaciones adicionales, etc. Algunos están muy bien escondidos y dar con todos no será posible en una sola vuelta, que por cierto por primera vez se estima en más de 7 u 8 horas de juego y sustos.

Las conversaciones, cruciales para afectar al resto de personajes.
Las conversaciones, cruciales para afectar al resto de personajes.

Los misterios de Black Wood

Aunque de transcurso cronológico y capitulado solo salpicado por unas misteriosas sesiones de psicoanalista en primera persona, el desarrollo de Until Dawn utiliza una estructura de mosaico donde el jugador controla y encarna a todos los personajes principales y decide cómo afectarles. Es decir, el grupo de adolescentes convocados por el canalla de Josh en el gran caserón de su familia, los Washington, en los oscuros bosques nevados de lo alto de una montaña y estación de esquí. El prólogo del juego nos cuenta los fatales acontecimientos un año antes, que marcarán esta fiesta de colegas que quieren recordar, parejitas con la líbido por las nubes y cascada de situaciones terroríficas que empiezan como bromas y prometen acabar con un verdadero baño de sangre. Alguien anda por las inmediaciones del refugio, algo muy extraño pasa, se coquetea incluso con los espíritus, y todo se va oscureciendo a medida que pasan las horas de esta noche de verdadera pesadiila que solo acabará al amanecer.

La atmósfera sonora sobresaliente era crucial para conseguir una constante sensación de inquietud y tensión. La música, fenomenal y atmosférica como hacía años que no escuchábamos en videojuegos, se dispara junto a los golpes de audio justo donde deben, impulsando los sustos, cargando el ambiente de agobio y adrenalina por lo inesperado del asunto. Y a esto añadimos el fenomenal doblaje en castellano que ya hemos escuchado de principio a fin, con voces súper conocidas del mundo de las series de televisión y películas localizados a nuestro idioma, papeles para Ricardo Escobar (Ted Mosby en Cómo conocía a vuestra madre) y más profesionales, muchos de la recurrente agencia Tecnison. Quitando los desajustes de sincronización labial claramente insalvables por la naturaleza original en anglosajón de los personajes, probablemente estemos ante uno de los mejores doblajes en español de los últimos tiempos.

Cuidado con lo que decides y lo rápido que lo haces. O morirán.
Cuidado con lo que decides y lo rápido que lo haces. O morirán.

No se queda atrás todo lo visual, con especial mención desde ya a la iluminación y el acabado de los rostros, así como todo el trabajo de motion capture con actores reales que en este juego no tiene nada que envidiar al calibre de superproducciones como Uncharted o The Order 1886. Las cámaras fijas con movilidad reducida en la mayoría de situaciones y la frecuencia de escenarios angostos han ayudado a sus creadores a dibujar unos espacios repletos de detalles y de acabado muy realista. Es impresionante el tratamiento de los rayos de luz de luna a través de las hojas de los árboles o cómo se refleja el foco de la linterna en superficies metálicas.

La llegada de los chicos a Redwood nos impone ya varias decisiones cruciales, a elegir con izquierda y derecha con el stick o fallando QTEs y momentos que exigen rápida decisión. Viaje en teleférico hasta lo más alto de la colina, exploración a oscuras para llegar hasta la puerta de la casa y abrirla por dentro, vagaje por el bosque en busca de una cabaña donde la parejita de turno pueda retozar a gusto... Se prevé una buena conjunción de escenarios y grandes secuencias, lo que en jugabilidad se suele traducir en control de un personaje, interacciones con el entorno e incluso momentos de apuntado y disparo aquí todavía impuestos de forma ingenua con una guerra de bolas de nieve o una galería de tiro improvisada en la estación del teleférico. Son muy interesantes e inmersivos algunos QTEs, como la petición de total quietud del mando para dar de comer a una ardilla o mantener el foco de la linterna apuntando a la maniobra de un compañero.

No faltan algunos puzles y minijuegos, como el empleado para encender los fusibles de la caldera para el agua caliente, que nos exige pulsar una secuencia justo cuando se enciende la bombilla roja del mecanismo. Pero que nadie se equivoque, Until Dawn es, ante todo, un título muy accesible y que hasta puede ser jugado solo con comandos por movimientos del mando, haciéndose una experiencia idónea y abarcable hasta para quienes nunca han tocado un videojuego o una consola. En el menú principal elegiremos si queremos jugar con controles tradicionales -más hardcore- o control por movimientos del DualShock 4. El mando funciona en ambos casos como pilar de interacción, con usos muy ingeniosos de sus giroscopios, el panel táctil central o el iluminador LED de colores. Hay sorpresas con esto.

Until Dawn (PS4) Captura de pantalla  Until Dawn (PS4) Captura de pantalla

Bendita recuperación

El verano pasado Sony anunciaba que iba a recuperar Until Dawn, finalmente como proyecto para PS4 en vez de para la PS3 que lo acogería originalmente. La noticia, a los que somos seguidores de estos videojuegos más bien considerados "películas interactivas" nos encantó entonces y nos apasiona ahora una vez jugados sus primeros tres episodios más el prólogo. Buen hacer técnico que se manifiesta especialmente en los rostros de los protagonistas y todo lo relacionado con el sonido, una historia que atrapa pese a su semblante de película adolescente sin ninguna intención más allá de asustar y crear tensión, y una jugabilidad apta para todo tipo de públicos que ayuda a sumergirse en la atmósfera entre palomita y palomita. Qué más podemos pedir los devotos del estilo Quantic Dream. Supermassive quiere sorprender y viene armada con buenas herramientas para ello con este título. Agarraos a la silla, tragad saliva.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
8,2
Regístrate o haz login para votar

Comprar:

ver más tiendas
PAL/ES 26.90 € Comprar >
PAL/ES 28.49 € Comprar >
PAL/ES 26.90 € Comprar >
PAL/ES 29.90 € Comprar >
Desarrolla: 
Supermassive Games
Género: 
Acción, Aventura
Lanzamiento: 
26/08/2015
Plataforma: 
PS4
+18MiedoViolencia

Añadir a mis juegos

publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad