Skip to main content
Publicidad
Publicidad

Donkey Kong Country

Donkey Kong Country
Donkey Kong Country
review_game
| |
31383 visitas

En 1994 apareció uno de los mejores juegos de Rare y un imprescindible de Super Nintendo. Rendimos homenaje a uno de los iconos de Nintendo, el plataformas Donkey Kong Country. Todavía hoy desafiante como el primer día.

Nintendo y Rare, compañías cogidas de la mano y desarrollando algunos de los mejores videojuegos de la época de los 16 bits. No es para menos, ya que de dicha alianza salieron los mejores juegos de una desarrolladora que a día de hoy se ha diluido en medio de la fiebre Kinect. Alejada de grandes nombres que la convirtieron en una de las más deseadas de la industria. Creadores de Goldeneye, Banjo-Kazooie o Conker’s: Bad Fur day. Y también, como no, de uno de los mejores plataformas de la historia del ocio electrónico: Donkey Kong Country. Un juego que maravilló en 1994 por su avanzado poderío gráfico, por esa espectacular banda sonora que a día de hoy sigue siendo delicia para los oídos y por una jugabilidad endiablada plenamente vigente en 2013. En Super Nintendo empezó todo. En el cerebro de la bestia Donkey recuperó el protagonismo que había perdido.

Mario era el rey absoluto de la compañía de Kyoto. Después de los continuos éxitos del fontanero italiano con Super Mario Bros, Super Mario Bros 3 o Super Mario World, no había ninguna duda de quién era el icono de la compañía. Aunque ese mismo Mario hubiera sido un personaje sin nombre años atrás en la máquina recreativa de Donkey Kong. Mono con nombre de asno que tan buen empujón dio a la carrera de Nintendo hasta convertirse en dominadora del mundo de los videojuegos y que había sido relegado a un segundo plano debido a la ascendente figura de Mario. Pero Nintendo tenía muy claro que dentro de su universo había sitio para todas sus creaciones. Y decidieron recuperar Donkey Kong para Super Nintendo. No serían ellos los encargados de ponerlo a primera fila de actualidad. Sería una compañía europea como Rare.

dkc.jpg Captura de pantalla
Usar a Rambi es una de las muchas posibilidades del título, variado en personajes.

El proyecto Donkey Kong no era para nada sencillo. El formato de escalada de abajo hacia arriba de la recreativa quedaba totalmente desechado, y se apostaba por realizar un plataformas de scroll lateral como tantos otros tenía el género. Adentrarse en una disciplina con tantos buenos ejemplos en la misma casa –el propio Super Mario World era un referente y había salido años atrás- suponía un reto desafiante para Rare, que tenía que demostrar que estaban creando algo distinto y poderoso. Además, las consolas 16 bits estaban llegando a su fin y el relevo generacional parecía más cerca de lo esperado. Pero Rare fue capaz de dejar boquiabierta a la prensa y a los usuarios con una propuesta que parecía poner al límite la consola de Nintendo: 32 megas de cartucho y un acabado audiovisual nunca visto. La nueva generación podía esperar, ese era el mensaje.

El éxito de Donkey Kong Country quedó fuera de toda duda. El título se convirtió en uno de los tres videojuegos más vendidos de la historia de Super Nintendo, que es a su vez una de las plataformas de mayor éxito comercial de la compañía japonesa. El avance tecnológico fue sorprendente, y uno de los ganchos comerciales del título de Rare. Posteriormente, como ya se sabe, recibiría dos secuelas más en las que se seguiría puliendo y avanzando tanto a nivel audiovisual como también a nivel tecnológico, siendo seguramente la segunda parte la mejor valorada de todas. Eso sí, la trilogía es brillante de principio a fin. Este mismo mes de mayo Nintendo 3DS recibirá Donkey Kong Country Returns, una secuela espiritual de dicha trilogía de Rare que llegó primero de la mano de Retro Studios a Wii y ahora se convierte en port para la portátil estereoscópica. Muchos de los éxitos de Returns tienen como culpable este Donkey Kong Country que protagoniza el retro análisis de esta semana.

donkeykongcountry_screen3.jpg Captura de pantalla
Nuestro objetivo es recuperar las bananas que nos han robado los enemigos.

Robo de bananas
El argumento de Donkey Kong Country no es más que una mera excusa para ofrecernos unas divertidas sesiones de plataformas y aventura a lo largo de diversos niveles. El protagonista del título debe, junto a su sobrino Diddy, recuperar las bananas que los Kremlings les han robado. El archienemigo de esta sencilla pero efectiva historia es King K. Rool. La idea principal es que los protagonistas exploren por todos los niveles de la isla Donkey Kong hasta dar con el gran jefe de los Kremlings y reclamen lo que les pertenece. Básicamente esto significa que tendremos que ir recogiendo bananas por todos los escenarios como Mario recogía monedas mientras acabamos con enemigos diversos en diseños y patrones, muchos saltos por plataformas y alguna que otra sorpresa de lo más agradable para dar vitalidad a la mecánica de juego.

En total, tenemos por delante cuarenta niveles de avance lateral para conseguir recuperar las reservas de bananas que han sido saqueadas por nuestros enemigos. Cada nivel nos invita a empezar desde un punto y terminar en otro, pero lo que se sucede en nuestro camino es completamente distinto en todas las fases. Eso sí, hay una gran cantidad de elementos comunes que vamos a encontrarnos a lo largo de todos ellos. El objetivo no es solo llegar sanos y salvos a la otra punta de la fase en cuestión –cuando nos golpean una vez moriremos y empezaremos de cero a no ser que hayamos llegado al barril en forma de checkpoint que hay a mitad de fase- sino también recoger el mayor número de bananas posibles –cada 100 nos darán una nueva vida- y recoger también otros elementos escondidos, tales como letras que forman la palabra KONG (otra vida para nosotros), globos que también aumentan el contador de vidas o unas figuras doradas en forma de animales que nos abren las puertas de niveles secretos.

egvznnvwmti_o_donkey-kong-country-snes-boss-ending.jpg Captura de pantalla
La mecánica de jefes finales, como este castor, es bastante simple. El único %22pero%22 a un título brillante.

Los protagonistas son Donkey y Diddy, y ambos los podemos controlar como jugador 1. Es una de las gracias de este Donkey Kong Country: empezamos con el orangután que da nombre al juego, pero al poco encontraremos un barril con las siglas DK en las que dentro estará Diddy (o a la inversa). El otro personaje que nos siga durante la fase se mueve de manera automática y depende de todos nuestros movimientos. Si saltamos al vacío él saltará con nosotros, para que nos entendamos. Cuando un enemigo nos golpea y nos mata, si tenemos al otro compañero seguiremos la fase con él. Además, con los dos vivos y presentes en pantalla, podemos cambiar el control con tan solo pulsar un botón. Diddy es más rápido y salta más lejos, mientras que Donkey es el más fuerte de los dos personajes.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
L2008
Sáb, 28/12/2013 - 21:52
Hola, tengo una historia que contar sobre DK 2, 1997 estaba con mis 2 hermanos mayores y de pronto el juego comenzo a hacer ruidos extraños, como una interferencia, uno de mis hermanos fue ajustar el cable de audio y video, el desconecto el cable y lo que debia ocurrir es que se va el video, pero no paso asi, el juego se podia ver y se seguian escuchando sonidos raros y se veia lento el luego pero se podia seguir jugando, luego lo apagamos. nunca llegamos a saber que fue lo que paso.
Neolata
Lun, 29/07/2013 - 21:03
Obra de dimensiones ingentes!
MonJulpa
Sáb, 18/05/2013 - 09:30
Cuando la Hobby Consolas se negó a puntuarlo porque decía que era lo mejor que habían visto nunca me dije "tiene que ser mío". Unos meses y unas 14.000 pesetas de las de entonces después, un dineral para un adolescente como yo, le tuve que dar la razón a los de Hobby Consolas X-D Para mí uno de los mejores juegos de SNES junto a Super Metroid, SMW2: Yoshi's Island, TLoZ: A Link to the Past y Super Street Fighter II. Si tenías esos 5 juegos podías morir tranquilo.
Javierdo
Jue, 09/05/2013 - 09:02
Qué juegazo y qué recuerdos... Aún lo tengo por casa y alguna vez lo he vuelto a disfrutar!
MegaMarc
Mié, 08/05/2013 - 08:40
MANOLIKI escribió:
También es cierto y no se ha comentado que costaba una pasta el juego. Creo recordar que 12.990 ptas. casi 80 € de hace 20 años. Una burrada.
Totalmente cierto, pero ése era el precio estándar para muchos juegos de SNES de la época, y DKC no era más caro que otros. Y en cualquier caso, creo que para lo que ofrece bien lo valía :-)
pablomed85
Mar, 07/05/2013 - 16:18
ya estoy cansado de nintendo con sus remake, de una vez por todas hagan juegos nuevos,
pablomed85
Mar, 07/05/2013 - 15:15
ya estoy cansado de nintendo con sus remake, de una vez por todas hagan juegos nuevos,
MegaMarc
Mar, 07/05/2013 - 11:56
Cada consola que me he comprado, ha sido siempre por un juego en concreto. Pues bien, DKC fue el juego por el cual me compré la SNES en las navidades del 94. Desde que saló el vídeo reportaje en HC supe que había llegado el momento, y aunque ni abandoné la Mega Drive, y descubrí otros muchos juegos interesantes en SNES, DKC siempre ha tenido algo de mágico y especial para mi.
MonJulpa
Mar, 07/05/2013 - 11:30
Esa trilogía de SNES, y el primero en concreto, eran épicos X-D
MegaMarc
Mar, 07/05/2013 - 11:15
Cada consola que me he comprado, ha sido siempre por un juego en concreto. Pues bien, DKC fue el juego por el cual me compré la SNES en las navidades del 94. Desde que saló el vídeo reportaje en HC supe que había llegado el momento, y aunque ni abandoné la Mega Drive, y descubrí otros muchos juegos interesantes en SNES, DKC siempre ha tenido algo de mágico y especial para mi.
maxfisher
Lun, 06/05/2013 - 23:25
Todavía recuerdo cuando jugué este título a principios de 1995, en pleno verano (acá en Chile) y como de inmediato me atrapó este juego entretenuido, visualmente increíble y con una banda somnora memorable. Los gráficos poligonales aún estaban poco trabajados en esa época, por lo que comparados con DKC se veían muy toscos, incluso juegos de arcadias como Virtua Fighter o virtua racing. DKC era un salto tecnológico que nadie previó y que tomó al mundo por sorpresa a fines de 1994 y que demostró el que SNES aún estaba vivo, juntando jugabilidad con espéctaculo. Luego vendí mi SNES para tener un N64 pero recuperé este juego cuando compre otro SNES en 2001 (que luego vendí, ja, ja), hasta comprarme la versión de la consola virtual para el Wii, y su espectacular reinvención en DKC Returns. Este juego para mi es más entretenido que cualquiera de la saga de Mario, incluso el soberbio Super Mario World.
Thefly007
Lun, 06/05/2013 - 23:01
Es uno de los juegos de mi vida, de los que están en mi top 10, lo cual es dificil. Lo he jugado muchas veces, me lo he pasado más, tengo absolutamente TODOS los Donkey Kong Country (SNES, Wii y bueno... aceptamos los de Game Boy, los Land, como Country). Son dificiles, pero enganchan. Son geniales y están cuidando al detalle. Mi personaje favorito dentro del mundo del videojuego no es Link, ni Mario, ni Wario (¿Se nota que soy Nintendero?), ni Sonic, etc... Es Donkey Kong, el señor gorila con corbata que tiene mucha más personalidad (el y toda su familia), que todos los anteriormente mencionados...
DRACKO_RITHERMORT
Lun, 06/05/2013 - 17:33
Excelente análisis, salvo por un pequeño detalle, hasta donde se, Donkey siempre ha sido un Gorila No un orangutan, mientras que Diddy es un Chimpance, Monos todos pero que son bastante diferentes entre si.
the_txeriff
Lun, 06/05/2013 - 16:35
recuerdo el DKC3. Por algun motivo no se, no tuve los 2 primeros. Graficamente es superior a los anteriores pero son los 3 muy buenos. De lo mejor que se hizo para snes. Parece mentira que 20 años despues estemos con remakes, se les acaban las ideas.
jose ongo
Lun, 06/05/2013 - 14:29
Desde el minuto 1 que vi este juego quede profundamente enamorado, es realmente increible que sea de hace 20 años atras, y tiene una dificultad que a dia de hoy no se encuentra, en realidad, si en los vdeojuegos actuales se les diese por darnos un numero de vidas limitadas en lugar de darnos la posibilidad de guardar la partida, estariamos en problemas jajajaja
Duck Hunt
Lun, 06/05/2013 - 13:54
Cuando se creía q la SNES no daba más, sale esta super joya para dejar con la boca abierta a todos y darle otro aire más de vida a la mejor consola de todos los tiempos, si q le gasté bastante tiempo a este super título.
ZeroKun
Lun, 06/05/2013 - 04:17
Este juego me gusto mucho, aunque el DKC2 fue para mi una experiencia increíble, lo jugue, lo viví, y su banda sonora fue para mí, la más grande de la historia de los videojuegos... Nunca he visto un videojuego como dkc2, donde cada melodía es perfecta para cada fase... la del barco pirata, la de la mina, el volcan viajando en globito, las abejas o aquella obra maestra de la historia de las ost: Stickerbush Symphony, realmente te envolvían y hacian sentir dentro del stage... cuando recuerdo ese juego se me escapan las lágrimas de emoción, joder, que emociones nos dio esa generación... DKC2 y FFIX son los dos juegos que puedo decir, me cambiaron la existencia :')
cannonball
Dom, 05/05/2013 - 22:41
Maravilla de plataformas en formato cartucho. De las catorce mil pesetas mejor invertidas en mi vida. Es un tesoro que conservaré siempre. LO del spam en la revista es tristísimo. Vaya dejadez de foros.
vinalesa
Dom, 05/05/2013 - 20:38
Impresionante trilogia, yo tenia en aquel entonces la SNES y la megadrive pero al salir el primer DKC quedo bien claro que pese a que la megadrive era muy atractiva por sus juegos mas "adultos" gráficamente no le podía ni toser a la SNES. Hoy estoy rejugando a la trilogia en mi Asus tf300 con el mando de la PS3 y la verdad que graficamente se mea en todos los juegos para moviles.
8katarn
Dom, 05/05/2013 - 16:51
Aún recuerdo la sorpresa que fue DKC en su momento, por otra parte lo que prueba que este juego es un clásico es que aun nos divierte y eso se debe principalmente a su REJUGABILIDAD!!!!!! Concepto que parecen haber olvidado las compañías (pareciera que la consigna ahora es vender juegos cortos y sin rejugabilidad para aumentar las ventas).
9,5
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Rare
Género: 
Plataformas
Lanzamiento: 
26/11/1994
Plataforma: 
SNES
+3

Add to my games

publicidad

Metacritic

publicidad
Publicidad
Publicidad