Skip to main content
Publicidad

Sagas Maltratadas por Nintendo

publicidad
feature
| 3DS WiiU - Reportaje |

Wii U y Nintendo 3DS han recibido algunas entregas de juegos de la propia Nintendo que no han estado a la altura de la calidad que se espera de dichas sagas ni tampoco de lo que se podía esperar de la compañía. Estas son las sagas de Nintendo que no han respetado el nivel esperado.

Reportaje

Juegos de Nintendo que no están al nivel

2015 está a punto de terminar, y no será el mejor año de la historia de Nintendo. La compañía japonesa tiene en mente el desarrollo de una nueva consola sobremesa tras confirmarse que Wii U no consigue despegar definitivamente. Por el camino, falta de apoyos third party que la consola ha acusado durante meses de sequía y la necesidad de parte de la compañía de Kyoto de rellenar espacios con varios títulos propios. El problema es que el resultado de algunas de las sagas que antaño habían sido un gran fondo de armario e incluso primeras espadas en sus plataformas, han pinchado en recepción de crítica y de público. Hay sagas maltratadas por la propia Nintendo que no están al nivel que se esperaba.

Salió la semana pasada un estudio de un usuario que comparaba las notas que habían recibido los juegos de la Gran N en Metacritic. La media de la última década siempre se ha movido entre los 73 puntos y los 76, con un pico de los años 2009 y 2010 donde se superó el 80 de media: 82,3 en 2009 y un impresionante 86,5 en 2010 con 34 juegos publicados. Cinco años más tarde, la media de 2015 se queda en 69,8, 16 puntos por debajo. Es verdad que faltan juegos como Xenoblade Chronicles X y Mario & Luigi Paper Jam Bros, ambos prometedores, pero está claro que el resultado será sensiblemente inferior a sus predecesores y con la particularidad de que se han lanzado menos juegos (27 y los dos pendientes).

¿Significa esto que Nintendo está de capa caída? No necesariamente. 2015 ha sido un año en el que la compañía ha mostrado al mundo novedades importantes y que pueden derivar en próximas entregas todavía más brillantes. Sin ir más lejos, Splatoon se ha convertido en un éxito que sigue actualizándose y mejorando de manera gratuita mes tras mes. El shooter de Nintendo es una nueva propiedad intelectual de peso, y no la única: Super Mario Maker, el editor de plataformas 2D que ha creado una comunidad impresionante a su alrededor. Dos nombres que seguro veremos en el futuro. Pero estos, el brillante remake de Majora’s Mask y juegos con un acabado notable como Yoshi’s Wolly Wood no han sido suficiente. La compañía ha fallado con entregas este año y el anterior que habrían dado un plus sobre todo en Wii U. Estos son las sagas maltratadas por Nintendo en esta generación de consolas.

Animal Crossing


Animal Crossing se ha convertido en una saga de referencia para Nintendo. La compañía supo dotar de este simulador social de las suficientes herramientas para que fuera un juego atractivo para un gran elenco de jugadores. Y de hecho, Animal Crossing: New Leaf para Nintendo 3DS es sin duda uno de los grandes títulos de la consola portátil de la compañía de Kyoto. Pero la saga no ha tenido el desarrollo que se esperaba, y las dos últimas entregas han tenido un bajón de calidad importante. Por un lado, Happy Home Designer no ha acabado de funcionar como spin-off. Buenas ideas y de partidas rápidas, pero el juego no tiene demasiado recorrido ni desafío para los jugadores pasadas las primeras sesiones de juego. Por otro, Amiibo Festival y su propuesta para jugar a través de los amiibos no es ni el modelo de juego esperado por muchos ni tampoco el debut que una saga tan importante como esta merece en Wii U, consola que habría agradecido una propuesta sólida como New Leaf.

Mario Golf


La saga de Golf con Mario en el título -juegos de este deporte de parte de Nintendo ya habían salido en el pasado- se estrenó oficialmente con Nintendo 64 y una entrega excelente en la mayoría de apartados que proponía el título. Aunque la serie tuvo un bajón en Gamecube, siguió siendo una entrega de  “fondo de armario” de lo más entretenida, y de hecho repuntó con su versión portátil para Gameboy Advanced. Pero Mario Golf World Tour no ha conseguido mantener el nivel de sus predecesores y ha acabado siendo un buen juego pero sin ser la propuesta que muchos usuarios de 3DS podrían esperar. Un modo Club Castillo poco interesante, la repetición de desafíos y situaciones y todo lo relacionado con el sistema de DLC que no parecía ser moda en Nintendo jugaron en contra de un título interesante, pero no al nivel que se le debe exigir a una de las franquicias deportivas de Mario.

Mario Party


Es verdad que no ha sido nunca una saga que haya gozado de una gran aceptación entre la prensa y el público ha identificado varios elementos mejorables entrega tras entrega. Pero también es cierto que las dos últimas entregas, una para Wii U y la otra para Nintendo 3DS, no han llegado tan siquiera a cubrir lo mínimo que se puede esperar de la saga. Más sangrante es el caso de la consola sobremesa de Nintendo: después de ver las posibilidades de Nintendo Land en el lanzamiento de Wii U, parece ser que ni la propia Nintendo ha conseguido hacer cuajar un sistema de minijuegos que atrape a los jugadores. La décima entrega apostaba por minijuegos asimétricos, pero de nuevo el ritmo de partidas, la excesiva aleatoriedad y lo irregular de las pruebas, pocas acaban valiendo la pena, han hecho que a la décima, Mario Party haya perdido seguramente su mejor opción por las virtudes que se le presumían en la plataforma.

Game & Wario


Siguiendo con la propuesta festiva de los minijuegos, Nintendo ha perdido otra propuesta llamada al éxito en Wii U. Se trata de Game & Wario, que se publicó en 2013 y que no fue capaz ni por asomo de acercar la experiencia Wario Ware al sistema de multijugador asimétrico que presenta Wii U. Las horas que hemos pasado en solitario con Wario Ware de Gameboy Advanced, uno de los mejores juegos de la plataforma, o la diversión multijugador de otras entregas como la versión Smooth Moves de Wii no han tenido seguimiento en Game and Wario, un título que lejos de replicar esos micro juegos de 3-4 segundos se convierte en una propuesta desangelada y sin fuerza suficiente. Es otro de esos juegos que como festivo y como fondo de armario podría ser el rey de la fiesta en un multijugador local y que se ha quedado muy lejos de conseguir lo que las expectativas generaban a su alrededor.

Mario Tennis


Ha sido la gota que ha colmado el vaso y seguramente el motivo de que este artículo haya acabado viendo la luz. Mario Tennis: Ultra Smash debía ser una de las entregas destacadas del último trimestre de Wii U este 2015, y sobre todo teniendo en cuenta que Star Fox se ha retrasado al año que viene. Pero lejos de ser así, Ultra Smash no consigue ser ni la sombra de lo que fue la saga de tenis ni el referente deportivo de Mario que siempre hemos tenido presente. El excelente y ajustado título de Nintendo 64 tuvo una buena y alocada continuación en Gamecube y se estrenó en portátil, en Gameboy Advanced, con acierto. Pero Ultra Smash es muy, muy corto en contenido y en opciones de juego, lejos de lo que se espera de un deportivo de Nintendo; y a eso se le añade que ya se esperaban pocas cosas viendo como salió el de 2013 en Nintendo 3DS. El que podía ser el heredero del “tenis de Wii Sports” acaba siendo un juego prescindible comparado con otros juegos multijugador, tanto online como en local.

Metroid Prime Federation Force


Metroid ha sido el gran ausente de las consolas de presente generación de Nintendo. Ni la portátil 3DS ni Wii U han recibido una entrega propia, algo que sorprende porque la gran acogida que tuvo la trilogía de Retro Studios en Gamecube y Wii era para darle, como mínimo, continuidad. Pero no ha sido así y Samus ha descansado durante mucho tiempo. En el E3 se esperaban noticias suyas y llegaron… pero no como se deseaba. Federation Force tuvo una recepción muy mala porque era el Metroid que nadie quería. Un juego enfocado a la acción cooperativa mientras matamos todo tipo de monstruos y una vertiente deportiva con una especie de competición con porterías entre equipos. Samus Aran no volverá hasta Nintendo NX, pero sin haber salido, la sensación es que Federation Force, aunque no acabe siendo mal juego, no es lo que Nintendo debería tener preparado para una de sus sagas más icónicas.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad