Skip to main content
Publicidad

Portátiles para jugar

publicidad
feature
| GDG - Minireport |

Desde Meri+ os ofrecemos una selección de los mejores portátiles para jugar, equipos que demuestran una gran potencia gracias a su hardware de última generación, pantallas de gran calidad y todo tipo de elementos de personalización. El juego portátil adquiere otra dimensión de la mano de los fabricantes más populares del sector.

Minireport

Los portátiles de gama alta representan el deseo de muchos gamers que quieren disfrutar de la máxima potencia para ejecutar los últimos títulos del mercado con todo lujo de detalles, sin bajadas de rendimiento y allí donde deseen. Así, son los portátiles de la marcas más populares del mercado, auténticas bestias capaces de rendir a un nivel similar al de las configuraciones más avanzadas de sobremesa, con pantallas de 17 pulgadas de gran calidad, procesadores realmente rápidos y tarjetas gráficas de última generación. Y todo con la comodidad de un tamaño y peso contenidos y la posibilidad de llevar donde queramos nuestro hobby favorito. Desde Meri+ os ofrecemos una selección de los mejores portátiles para jugar del mercado de la mano de fabricantes como Alienware, Razer, MSI, Asus o Digital Storm, que nos permitirán ejecutar juegos como Crysis 3, Metro: Last Light, GRID 2, BioShock Infinite o Tomb Raider ‒por citar algunas de las novedades más punteras a nivel audiovisual‒ con la mayor calidad gráfica y sin apenas rechistar.

Ultraportátiles para jugar TD

1. Alienware 17

El último modelo de tan reputado fabricante estadounidense llega de la mano del Alienware 17, un portátil que ha llegado al mercado recientemente y que supone el último grito en hardware y tecnología punta a nivel de portátiles dedicados a los videojuegos. Así, y siguiendo la pauta marcada por los anteriores modelos de la compañía asociada a Dell, ofrece un diseño agresivo y futurista, equipando los últimos procesadores Intel Haswell y tarjetas gráficas NVIDIA GeForce de la serie 700. Así, los cuatro modelos disponibles de la familia 17 basan su arquitectura en el procesador Intel Core i7, con 8 o 16 GB de RAM, 750 GB de disco duro y sistema operativo Windows 8 de 64 bits; el modelo de acceso ‒con un precio de 1.499 euros‒  presenta una pantalla WLED de 17,3 pulgadas y una resolución de 1.600x900 píxeles, procesador i7-4700MQ con Turbo Boost, 8 GB de RAM DDR3L y tarjeta gráfica NVIDIA GeForce GTX 765M con 2GB GDDR5. Por otro lado, el modelo superior ‒con un precio que llega a los 3.000 euros‒ presenta una pantalla WLED FHD de 17,3 pulgadas y una resolución de 1.920x1.080 píxeles, procesador i7-4900MQ con Turbo Boost, 16 GB de RAM DDR3L y tarjeta gráfica NVIDIA GeForce GTX 780M con 4GB GDDR5, además de lector Blu-Ray. Una bestia capaz de ejecutar las últimas novedades del mercado al máximo rendimiento. Lo mejor: acabados y rendimiento óptimos; lo peor: caro y algo pesado.

2. Razer Blade Pro

La compañía californiana especializada en productos para gamers, Razer, llega esta año con su familia de portátiles más potente hasta el momento, con los Blade y Blade Pro, equipos de 14 y 17 pulgadas ‒respectivamente‒ basados en el procesador i7 Haswell de Intel, 8 GB de RAM DDRL3 y doble tarjeta gráfica, una integrada Intel HD4600 y otra dedicada NVIDIA GeForce GTX 765M. Mientras que el modelo de acceso ‒con un precio de 1.799 dólares‒ equipa una pantalla LED de 14 pulgadas con una resolución de 1.600x900 píxeles, el modelo Pro ‒con un precio que puede llegar a los 2.799 dólares‒ equipa una pantalla LED de 17 pulgadas con una resolución de 1.920x1.080 píxeles y memoria interna SSD de entre 128 GB y 512 GB, además de un trackpad especial. Lo mejor: potente, buen sonido y de grosor contenido; lo peor: sin posibilidad de disco óptico.

3. MSI GT70 Extreme Edition

La compañía taiwanesa llega a 2013 con la última versión de su portátil dedicado al gaming más avanzado, el MSI GT70 Extreme Edition, un equipo preparado para ejecutar los últimos títulos del mercado a un nivel más que satisfactorio. Y es que equipa un procesador Intel i7-4930MX ‒una CPU preparada para el overclocking más agresivo‒, 16 GB de RAM, tarjeta gráfica NVIDIA GeForce GTX 780M, 3 unidades de memoria mSATA de 128 GB para una mayor velocidad ‒además de un disco duro tradicional de 750 GB‒ y una pantalla de 17,3 pulgadas con una resolución de 1080p, además de un excelente sistema de sonido. Toda una bestia que puede llegar a costar casi 4.000 dólares, aunque MSI ofrece configuraciones del modelo MSI GT70 menos exageradas y a un precio algo más contenido ‒dentro de este selecto grupo de portátiles‒ de 2.799 dólares. Lo mejor: rendimiento espectacular, velocidad de proceso; lo peor: diseño algo aparatoso, ángulo de visión de la pantalla.

4. Asus G750JX

Asus ofrece un portátil gamer para lograr el máximo rendimiento de los títulos más potentes gracias al G750JX, un equipo basado en un procesador Intel i7-4200HQ de cuatro núcleos, 16 GB de RAM, tarjeta gráfica NVIDIA GTX 770M y una unidad de memoria interna de 256 GB de máxima velocidad, además de un disco duro tradicional de 1 TB. Ofrece un diseño robusto aunque algo aparatoso y pesado, con dos grandes salidas de refrigeración situadas en la parte trasera, aunque es bastante silencioso incluso en los momentos de máximo rendimiento. Su pantalla de 17,3 pulgadas ofrece una resolución de 1080p y, aunque no es la mejor de la selección, ofrece una calidad de imagen sorprendente. A pesar de ser un portátil con un rendimiento espectacular, su precio está bastante ajustado ‒sobre todo comparado con otros fabricantes más especializados en el terreno‒, puesto que se queda sobre los 1.900 dólares. Lo mejor: sistema de refrigeración, rendimiento totalmente satisfactorio; lo peor: diseño algo aparatoso, peso alto.

Ultraportátiles para jugar Fotografía

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad