Skip to main content
Publicidad

¿Por qué debería comprar una Steam Machine?

publicidad
feature
| PC - Opinión |

Valve colabora con los principales fabricantes de hardware para el lanzamiento de máquinas amoldadas a su exitosa tienda online. Con la gama de precios y sus principales características técnicas, analizamos si merece la pena hacerse con una.

Opinión

El CES 2014 nos ha dejado multitud de noticias relacionadas con los videojuegos, pero una de las más relevantes ha sido la presentación de las primeras Steam Machines. Hasta 14 equipos se han visto en la feria de Las Vegas con multitud de configuraciones que van desde los 500 dólares a mas de 2000, para satisfacer a todo tipo de usuarios. La pregunta es, ¿quiénes son esos potenciales usuarios? En este artículo quiero analizar el futuro que le veo a estas máquinas y los desafíos a los que se tendrán que enfrentar. Personalmente, me ha sorprendido el hecho de encontrar un apoyo tan masivo a la aventura de Valve, incluyendo una empresa tan importante como Dell detrás. Es cierto que es una oportunidad de negocio con relativos pocos riesgos. Al fin y al cabo la gran mayoría de esos equipos se venderán por Internet y se ensamblarán justo antes de enviarse, utilizando componentes estándar de PC, y no se trata de cajas que acumularán polvo en tiendas si no se venden. Y si bien requiere una inversión probando componentes y drivers con Steam OS, no debería ser significativa para el potencial beneficio si el negocio sale bien. Sin embargo, para mí ahí acaba la parte segura del negocio, y el resto es un conjunto de incógnitas que hacen muy difícil que Steam OS sea una alternativa a Windows o cualquier consola. Un aviso, eso sí, en este artículo usaré indistintamente Steam OS o Steam Machine, ya que al fin y al cabo podemos instalar Steam OS en cualquier ordenador y "mágicamente" se convierte en una Steam Machine.

Imaginemos que soy un usuario de PC. ¿Por qué querría instalarme Steam OS en mi ordenador? Si todo lo que necesito lo tengo en Windows y me funciona perfectamente, ¿qué ventajas me aporta Steam OS? A día de hoy, ninguna, ni siquiera el mando que lo puedo comprar a parte. Menos aún si además uso mi ordenador para cualquier cosa que no sea juegos, ya que aunque puedo usar Linux sin más, para la mayoría supone una complicación en la que no querrán meterse. A lo mejor, claro está, lo que quiero es un ordenador para poner junto a la tele para jugar más cómodo, pero simplemente quiero retransmitir lo que sale de mi PC principal. ¿Necesito una Steam Machine para eso? No, hay muchas alternativas. ¿Puede ayudar? Sí, aunque a un precio exagerado si ésa es su funcionalidad principal. Digamos entonces que no soy usuario de PC o quiero sustituir my equipo y ponerlo junto a la tele. ¿Windows o Steam OS? Pues si quiero jugar a todo lo que existe, no hay duda alguna, Windows. Porque ahí está la clave, no sólo no hay nada que pueda hacer en Steam OS que no pueda hacer en Windows, sino que si opto por el primero estaré perdiendo una ingente librería acumulada a través de años de rebajas. Es cierto que cada vez hay más juegos compatibles con Linux, pero fuera de la escena independiente aún son minoría. ¿Qué podría entonces hacerme decidirme por una Steam Machine? La respuesta es obvia: una exclusiva. Si Half-Life 2 llevó a la gente a instalarse Steam, ¿no podría Half-Life 3 conseguir que la gente instalase Steam OS? Potencialmente sí, pero es un escenario que ni la propia Valve se plantea a día de hoy a tenor de las declaraciones de Gabe Newell y compañía.

iconcomillas.jpg Captura de pantalla

"Por ese precio me compro una PS4 o una Xbox One y un montón de juegos. Claro que está el hecho de que los gráficos serán peores y todos los demás argumentos a favor del PC"

Tienes para elegir entre 14 Steam Machines diferentes Captura de pantallaTienes para elegir entre 14 Steam Machines diferentes Captura de pantallaAsí es el nuevo prototipo de Steam Machine Captura de pantalla

También hay pie a mirar la situación no desde el prisma de un jugón de PC, sino de alguien que opta entre una PS4, una Xbox One, una Wii U o una Steam Machine. Es decir, quiero una máquina casi exclusivamente para jugar. Lo primero a mirar es el presupuesto, y viendo el coste de las Steam Machines, las más básicas se van a quedar obsoletas en muy poco tiempo. Bajar de los 1000 € es tarea casi imposible. Por ese precio me compro una PS4 o una Xbox One y un montón de juegos. Claro que está el hecho de que los gráficos serán peores y todos los demás argumentos a favor del PC, pero recordemos que ahora soy alguien que está optando por una consola y me es mucho más importante el que me valga durante años que el tener siempre gráficos punteros. Si quiero asegurarme compatibilidad, una vez más es obvia la respuesta. En este caso lo que me puede mover una vez más es el contenido, pero si lo que me interesa son los juegos exclusivos de PC, ¿no tendré ya una máquina para ellos? Si no, en cualquiera de las otras plataformas encontraré un buen puñado de juegos exclusivos según mis gustos. ¿Podría Valve ofrecer algo así? A día de hoy, independientemente de que quisieran o no, es imposible, no tienen la capacidad de lanzar juegos que tienen Sony, Nintendo o Microsoft (que si no los tiene, los compra). De ahí viene mi sorpresa inicial de ver tantas compañías apostando por Steam OS, cuando la primera que tendría que comprometerse es Valve y no sólo no lo puede, sino que además no quiere.

¿Qué otros atractivos tiene una Steam Machine? Sabiendo que en juegos, su principal foco, no es capaz de sobresalir frente a ninguna otra oferta, ¿qué otro motivo me llevaría a comprar una? A día de hoy no ofrece servicios tipo Netflix o Spotify integrados, ni Steam tiene un catálogo de películas, series o música que comprar o alquilar digitalmente. Cierto es que como sistema operativo Linux que es tenemos un navegador con el que acceder a ellos, pero para eso también podemos usar cualquier PC. ¿Una mejor experiencia en el salón? Estando Big Picture disponible para Windows, en absoluto, y cualquier consola igualmente está perfectamente adaptada. Entonces, ¿qué razón me llevaría a comprar una Steam Machine? Ninguna. Al menos para el usuario medio. Hay quien encontrará atractivo en usar Linux en vez de Windows, aunque si eres un fiel defensor del software libre algo te chirriará usar juegos hechos con código privativo. Hay quien querrá ahorrarse la licencia de Windows, siempre y cuando le valga con el contenido y aplicaciones disponibles para Linux. Hay quien simplemente querrá trastear para ver de qué va Steam OS, pero para eso seguramente optará por hacer una partición en su ordenador actual. En cualquier caso, en definitiva, soy incapaz de ver qué usuario medio optaría por una Steam Machine frente a una consola o un PC con Windows. Quizá me equivoque, pero creo Valve tiene que replantearse el modelo y que su atrevida idea, que a mí como friki de la tecnología e informático me atrae, llegue realmente al gran público. Aunque quizá tienen un plan maestro trazado e igual que me han sorprendido en este CES con un apoyo tan masivo, lo hagan con futuros anuncios. Ojalá.

Esta columna es una opinión personal del autor que no representa necesariamente la de MeriStation.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad