Skip to main content
Publicidad

PlayStation 4 vs Xbox One: Final Round

publicidad
feature
| PS4 XBO - Reportaje |

Ya están aquí, la nueva generación ya habla completamente en presente, con todas las máquinas en el mercado y con una intensa batalla que no ha hecho más que comenzar que ocupará las cabeceras de los medios durante los próximos años. PS4 y Xbox One, frente a frente.

Reportaje

Hemos estado meses siguiéndolas, especulando e incluso siendo testigos de grandes escándalos, discusiones y noticias. Pero ahora ya están en la calle, por lo que PS4 y Xbox One ya son realidades tangibles que admiten comparaciones reales, aunque sean sólo parciales. A fin de cuentas, la verdadera comparativa entre dos consolas está en su catálogo y en el desarrollo a lo largo de su vida. Pero aparte de eso hay ciertos aspectos que sí se pueden comentar y valorar. Hemos retomado la parte técnica que ya exploramos en profundidad hace unos días en este reportaje y hemos aprovechado ese punto de partida para repasar diferentes aspectos de lo que ofrecen ambas consolas tales como los Pad, la Carcasa o un análisis del presente y futuro de los juegos en ambas máquinas, viendo los estudios con los que cuenta cada compañía. La idea es tener una visión más amplia de las dos máquinas, sus similitudes y diferencias, pero en ningún caso se pretende en este reportaje dictar sentencia sobre cuál de las dos es la más recomendable, ya que eso es algo imposible de determinar hoy por hoy, cuando apenas hemos empezado a caminar con estos nuevos sistemas.

Qué hay en la caja y accesorios

Al abrir la caja de PlayStation 4 nos encontramos, junto a la estilizada consola, con el mando DualShock 4, un cupón de 15 días de PlayStation Plus, un cable HDMI, el cable de corriente, un cable USB para cargar el mando y un sencillo auricular mono para chat que se conecta directamente al mando, al estilo de Xbox 360. Aunque hay diversos paquetes que incluyen distintos juegos, todas las versiones disponen de un disco duro de 500 GB. Por fortuna, y al igual que en su predecesora, es posible reemplazarlo sin perder la garantía. Se trata de un modelo estándar de portátil y teniendo en cuenta el tamaño de los juegos y la necesidad de instalarlos, seguramente muchos usuarios opten por ampliar la capacidad de su máquina. Desafortunadamente, de momento no existe opción utilizar medios de almacenamiento externo como una memoria USB, ni planes para que sean soportados. Al contrario que con Xbox One, la cámara, mucho más sencilla que Kinect, debe comprarse aparte a un precio de unos 60 €, el mismo que el mando. Sigue habiendo soporte para PlayStation Move, aunque será difícil ver muchos juegos dándole uso. También está a la venta un soporte para ponerla en vertical por unos 20 € y una base de carga para dos mandos por aproximadamente 30 €.

Xbox One por su parte no difiere mucho en su oferta. Viene igualmente con un mando, un cable HDMI, el cable de alimentación junto a la fuente externa y un auricular mejorado respecto al visto en la anterior generación. La capacidad de la máquina es también de 500 GB, pero aquí hay dos diferencias. En primer lugar, Microsoft no permite oficialmente reemplazar el disco duro, y aunque hay quien ya lo ha hecho, esto invalida la garantía y es posible que Microsoft lo detecte y prohíba en un futuro. No obstante, mediante una próxima actualización, añadirán soporte para unidades de almacenamiento externo al igual que en Xbox 360, algo que como decimos Sony por el momento no tiene en sus planes, como tampoco fue posible en PlayStation 3. En la caja de Xbox One brilla con luz propia Kinect, el principal motivo por el que esta consola cuesta 100 € más, con lo que no se vende aparte. Tampoco hay un soporte para poner la consola en vertical, ya que la máquina no está diseñada para ello y no es nada recomendable colocarla así. El mando, como sabéis, sigue sin incorporar batería, así que tenéis disponible el kit carga y juega por 23 €.     

En lo que se refiere a accesorios de otros proveedores, PlayStation 4 soporta auriculares por USB pero no así por Bluetooth como sí lo hacía PS3. Igualmente se le puede conectar un teclado inalámbrico o por USB, pero sí es alguno diseñado para PS3 las teclas especiales perderán su función. En ninguno de los casos soporta ratones. Hay que señalar que es muy posible que en futuras actualizaciones estas limitaciones se solventen, pero Sony aún no ha dado datos concretos de cuándo las solucionará. Xbox One no cuenta con Bluetooth así que sólo le queda el soporte de teclado por USB, nada de ratón. Los auriculares de Xbox 360 no son compatibles, al menos hasta que aparezca algún tipo de adaptador, lo que puede ser una molestia para los que contaran con cascos avanzados tipo Astra o Razer. Turtle Beach tiene algunos modelos de lanzamiento, tanto para chat en exclusiva como completos con sonido envolvente para ambas plataformas. Es probable que el resto de fabricantes no tarden en llegar. En cuanto a volantes, Microsoft ya ha licenciado uno a Thrustmaster, el TX Racing Wheel, Ferrari 458 Italia Edition. Sony da más libertad a los desarrolladores que pueden dar soporte a volantes de cualquier fabricante, pero al mismo tiempo eso implica que no todos los juegos admiten todos los volantes. Valga como ejemplo que el primer Need for Speed de PlayStation 4 no permite usar el Logitech G27. Algo parecido sucede con las palancas de lucha, ya que son los desarrolladores los que eligen dar soporte o no a los mandos en PlayStation 4, mientras que en Xbox One encontramos únicamente el Arcade FightStick Tournament Edition 2 de Mad Catz.

Comparativa técnica

Resulta hasta cierto punto sorprendente que tanto Microsoft como Sony hayan optado por arquitecturas tan similares para sus dos consolas. Eso no había pasado aún hasta la fecha en la historia de los videojuegos, pero por primera vez tenemos dos competidores prácticamente idénticos. La base de ambas máquinas es la APU Fusion de AMD, que reúne en un mismo chip tanto CPU como GPU. Eso permite una serie de eficiencias como un menor consumo energético y una colaboración más estrecha entre el procesador principal y el gráfico. En concreto, la CPU de las dos plataformas es prácticamente la misma, con una pequeña diferencia en la frecuencia de 1.75 GHz para Xbox One frente a 1.6 GHz de PlayStation 4. Está compuesta por ocho núcleos y viniendo de quien viene queda claro que disfruta de la tecnología x86 de 64 bits frente a PowerPC que es empleada por Wii U y por todas las consolas de la anterior generación. Resulta llamativa la reducción drástica de frecuencia en cualquiera de los casos, de 3.2 GHz a menos de 2. Es cierto que siendo arquitecturas diferentes no se pueden hacer comparaciones directas, pero resulta claro que las CPUs se han construido con el objetivo en mente de una mayor eficiencia energética frente a la fuerza bruta. Al mismo tiempo, tantos núcleos permiten que el sistema operativo de la consola se ejecute en paralelo sin afectar en demasía a los juegos.

Tanto Xbox One como PlayStation 4 presentan arquitecturas muy similares a un PC
Tanto Xbox One como PlayStation 4 presentan arquitecturas muy similares a un PC

En el lado opuesto tenemos las GPUs, más capaces comparativamente ya que son las que deben llevar el peso de la ejecución en una consola de videojuegos, especialmente en esta nueva generación, como explicaremos posteriormente. Aunque con ciertos cambios, en el caso de Xbox One parece basada en la Radeon HD 7790, mientras que respecto a PlayStation 4 estaríamos hablando de la Radeon HD 7850. Eso se traduce en que la primera tiene 12 unidades de computación (CUs), es decir 768 SPs (streaming processors) mientras que la segunda cuenta con 18 CUs, o lo que es lo mismo 1152 SPs. No obstante, gracias al menor número de transistores, es decir, con menor calor generado, Microsoft pudo aumentar ligeramente la frecuencia de su GPU a 853 MHz, frente a los 800 MHz de PS4. En potencia bruta estaríamos hablando de 1.31 Teraflops frente a 1.84 Teraflops, con lo que la máquina de Sony vendría a ser alrededor de un 30% más potente de la de Microsoft, pero conviene matizar los números máximos teóricos.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad