Skip to main content
Publicidad

PES 2014: Plan para dominar el fútbol digital

publicidad

Las licencias
Durante muchos años el tema de las licencias fue un tema casi secundario. Es cierto que siempre estaba bien tener una gran cantidad de equipos, ligas y jugadores como pasaba en la competencia. Pero si la jugabilidad era brillante como el caso de Pro Evolution Soccer todo eso se convertía en un mal menor. Y más con un editor completísimo que permitía subsanar muchos de los problemas derivados de la falta de licencias. Pero en pleno 2013 no es momento de escoger entre una cosa u otra, sino de disfrutar del fútbol más real. Y eso pasa por tener las licencias oficiales pertinentes. Si no, uno acaba con la Champions League jugándola con equipos como el North London. El editor (hay una comunidad brillante con trabajos espectaculares) como acompañante es imprescindible, pero no como eje principal. Conseguir más ligas europeas y más equipos punteros es una lucha que tiene que ir a más, sin quedarse en el conformismo de saber que hay un editor detrás.

De hecho, el triunfo de muchos Option Files debería dar pistas a Konami sobre qué ligas –además de las clásicas- podrían atacar para ofrecer unas licencias interesantes. Como por ejemplo la liga argentina, que tiene buena salida en los parches de los usuarios. La gestión de las licencias adquiridas también es un tema a tener en cuenta. Un ejemplo es el contraste ya mencionado de tener la Champions League pero no los equipos participantes en ella. Otro es el tema de la Copa Libertadores. La apuesta por el fútbol sudamericano es potente e interesante, pero desde que se decidió apuntar en esa dirección ha habido un encorsetamiento que debería superarse de una vez por todas. Tener una treintena de equipos sudamericanos que no se pueden enfrentar con equipos europeos (más allá de ligas como la brasileña o equipos concretos) no tiene lógica alguna.

Tener la Champions es un valor a potenciar, por ejemplo consiguiendo que todos los equipos que participan en ella también estén licenciados.
Tener la Champions es un valor a potenciar, por ejemplo consiguiendo que todos los equipos que participan en ella también estén licenciados.

Modos de juego
Un proyecto como Pro Evolution Soccer tiene que ir a más y no a menos. Uno de los detalles que pueden parecer poco importantes sobre el papel pero que tuvieron bastante repercusión entre los jugadores es la desaparición de los modo liga de toda la vida. Poder disfrutar de una LFP normal y corriente, por ejemplo. Una justificación esgrimida es que eso mismo se puede hacer desde la liga Master, pero poder acceder a las ligas directamente sin la inmensidad de opciones de la Master de toda la vida debería ser también una posibilidad a contemplar. Es uno de los ejemplos de modalidades que deben expandirse para el jugador offline, aunque también hay la vertiente online.

El online se ha vuelto un elemento imprescindible en los juegos hoy en día, y Pro Evolution Soccer contiene elementos clásicos y básicos para jugar sin problemas con amigos –amistosos, partidas igualadas- y cuenta con otras opciones potentes. Desde las competiciones por regiones en formato torneo a la Liga Master online. Pero el objetivo es ir a más, buscar nuevas vías que lleguen a todo tipo de jugadores. FIFA, al que no hemos casi mencionado en el artículo porque PES lucha con su propia historia más que otra cosa, ha ido acumulando modalidades y posibilidades online de lo más variopintas. Y es un camino lógico que la saga de Konami debería seguir. Eso sí, con un rendimiento a la altura de las circunstancias y sin los problemas que tanto PES 2013 como su competencia mostraron durante sus primeros meses en las últimas entregas.

El fútbol sudamericano tiene que seguir cogiendo protagonismo como en las últimas entregas.
El fútbol sudamericano tiene que seguir cogiendo protagonismo como en las últimas entregas.

Las virtudes a mantener
A algunos el repaso a los elementos que deben mejorar o pulirse en Pro Evolution Soccer les parecerán un exceso, y otros echarán en falta todavía más detalles por pulir. Aunque consideramos estos los grandes rasgos a mejorar de cara a próximas entregas y los principales retos que el Fox Engine y el ambicioso PES 2014 tiene por delante.  Pero PES ha hecho muchas cosas bien en la presente generación de consolas, manteniendo señas de identidad y añadiendo muchos elementos que han llegado para quedarse. Entre ellas destaca la aleatoriedad de situaciones. Si algo tiene Pro Evolution Soccer es que todo es posible cuando jugamos, cualquier rebote, balón muerto, disparo desviado… todo es verosímil, cambiante. Sorprendente. No se acostumbran a repetir situaciones aunque ataquemos de una misma manera, porque ese balón dividido a veces será nuestro y otras, en condiciones similares, no. Nada está predefinido, o al menos nunca da esa sensación. Es lo que hizo grande a la saga y es algo que se mantiene intacto.

Konami ha sabido añadir muchísimas novedades en el control de nuestro equipo que lo han hecho un videojuego sumamente profundo. La gran variedad de movimientos como los regates y acciones especiales han ido in crescendo y así debe seguir. Desde regates clásicos que estaban en los primeros juegos (bicicletas, recortes, amago de Matthew…) a otros novedosos como la croqueta, el sombrero o el caño totalmente premeditado. El fútbol es herramientas y versatilidad, y en este sentido Pro Evolution Soccer tiene herramientas de sobras. Como por ejemplo los distintos desplazamientos en largo o el nuevo sistema de defensa táctica, que permite un control mucho mayor de los agentes que toman parte en el trabajo defensivo.

El control absoluto y manual del balón con los añadidos en disparos y pases, integrados perfectamente en un juego semi asistido, es otro de los factores destacables del PES de hoy en día que debe mantenerse y si se puede mejorarse y hacerse más intuitivo si cabe. Poder con un botón pasar a un sistema de disparo o de pase manual donde decidimos completamente nuestra dirección y la potencia abre un abanico de posibilidades que va mucho más allá de los trazos predefinidos de pase y desmarque. Además, en este sistema también está el añadido de poder marcar hacia donde queremos que el futuro receptor de nuestro pase se desmarque. Profundo, exigente y no fácil de dominar, pero herramientas que son el camino para tener el control total de nuestro equipo. Un tipo de control que se extiende a las jugadas de balón parado. PES en esta generación ofreció al jugador la posibilidad de controlar muchos más elementos que el simple jugador que lleva el balón, y eso es todo un acierto.

Por último, hay tres elementos que deben estar al día. Técnicamente el juego puede mejorar con un nuevo motor con el que trabajar, pero manteniendo algunos elementos que ya son destacables a día de hoy. Desde la recreación de los estadios reales –como todos los de la liga BBVA- a la gran cantidad de cuerpos y variantes que tienen los jugadores. No hay tres patrones y ya está, sino un compendio de posibilidades que debe estar presente para asemejarse a cada uno de los jugadores de la vida real. El Player ID –poder ver jugadores como Robben o Neymar corriendo como en la realidad- debe seguir creciendo, marcando más matices de los grandes jugadores y expandiéndose a un número mayor de los que hay a día de hoy. Naturalmente, un modo como la Liga Master o el editor son dos pilares básicos en Pro Evolution Soccer que no pueden faltar. 

El Player ID fue un buen añadido que debe seguir creciendo.
El Player ID fue un buen añadido que debe seguir creciendo.

PES 2013 es un juego de fútbol muy competente. En el análisis lo comparamos con el Alí de los años setenta, con muchos defectos comparado con el legendario boxeador que fue años atrás pero capaz de sorprender con combinaciones únicas. La última iteración de PES tiene cosas brillantes, exprime al máximo de donde no se puede sacar… pero arrastraba problemas hereditarios de hacía tiempo. Los más importantes y los primeros que deberá atacar Konami con el nuevo motor están presentes en este artículo. Si la revolución es tal y como la compañía pretende, el nuevo Pro Evolution Soccer 2014 podría volver al camino hacía el trono del rey del fútbol virtual.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad
publicidad
publicidad
publicidad

Más en la web

publicidad
Publicidad