Skip to main content
Publicidad
Sébastien Loeb Rally Evo

Sébastien Loeb Rally Evo, análisis

review_game
| |

Sébastien Loeb, nueve veces campeón del mundo del WRC y considerado por muchos como el mejor piloto de todos los tiempos, es la nueva imagen y principal aliciente de la conocida saga WRC que debuta en PlayStation 4 y Xbox One.

La desarrolladora italiana Milestone se ha caracterizado históricamente por desarrollar videojuegos vinculados con el mundo del motor y sus diferentes disciplinas. Moto GP, MXGP o el reciente RIDE, son algunos ejemplos muy conocidos de los títulos que han llevado su firma. Aunque lógicamente no estamos hablando de grandes referentes dentro del género, está claro que Milestone conoce bien a su público y ofrece productos destinados a los fans más acérrimos de cada disciplina. Para esta nueva entrega, Sébastien Loeb ha prestado su imagen y ha participado estrechamente para crear algunos de los contenidos más interesantes del título. Aún así nos encontramos con un videojuego que pese a sus buenas intenciones presenta graves deficiencias jugables y contenidos muy limitados.

Alocadas leyes de la física
Los rallies son una disciplina deportiva muy querida por los jugadores ya que ha contado con grandes títulos a lo largo de su historia. En esta ocasión, Sébastien Loeb Rally Evo presenta buenas ideas pero no llega a suplir ese vacío de grandes títulos que dura ya demasiado tiempo. Al ponerte al volante (ya sea con alguno de los volantes compatibles o con el mando) queda claro que este título está muy lejos de ser un simulador y que la experiencia jugable como arcade tampoco es buena. A pesar de contar con diferentes superficies (tierra, asfalto, gravilla, barro y nieve) el control es poco preciso y ofrece físicas muy poco realistas. Coches que salen volando, choques contra objetos invisibles, falta de tacto según las diferentes superficies y una absurda aleatoriedad en las colisiones con el entorno, convierten la experiencia en una especie de juego de azar. Al poco realismo de las físicas y la falta absoluta de precisión en la conducción se le une una mala implementación de los rivales en las carreras Rallycross. Chocar contra otros coches y verlos desaparecer, impactos que incumplen las leyes de la física universal y una IA previsible y poco competitiva son las señas de identidad de un modo de juego que pone de manifiesto todas las carencias de esta nueva entrega a nivel jugable.

Sébastien Loeb Rally Evo (PS4) Captura de pantalla

Si conseguimos dejar de lado todos estos problemas (algo que el jugador medio no conseguirá) encontramos un videojuego que puede llegar a ser divertido. Uno de los elementos jugables mejor implementados son las órdenes del copiloto. Gracias a un pequeño tutorial conoceremos todos los tecnicismos necesarios para conducir al límite y en competición, siempre en castellano, iremos escuchando puntualmente los consejos de nuestro compañero. Para intentar facilitar la experiencia a los jugadores menos experimentados, Sébastien Loeb Rally Evo presenta varias ayudas a la conducción. Asistencia de frenado, control de estabilidad, cambio automático o la dificultad de la IA son algunos de los elementos que nos permitirán adaptar el juego a nuestras necesidades. El rebobinado es otra de las ayudas que podemos utilizar y, aunque cuenta con tiempo suficiente para subsanar los errores cometidos, tiene una implementación deficiente. El principal problema surge cuando intentamos hacer un segundo rebobinado en la misma zona y nos damos cuenta de que no es posible. ¿Qué ocasiona esto? Que si hemos fallado en una zona y volvemos a tropezar en la misma piedra (sí, los humanos somos así) no vamos a poder rebobinar otra vez. Todas estas deficiencias jugables lastran irremediablemente la experiencia y, aunque el videojuego puede llegar a ser divertido si obviamos muchos de sus defectos, el título no está a la altura de sus competidores ni de lo que se espera de un videojuego en 2016.

Coches y circuitos
Sébastien Loeb Rally Evo cuenta con un total de 58 coches de 17 fabricantes diferentes que van desde los años 60, pasando por los dorados años del Grupo B hasta los actuales 1.6. Marcas como Lancia, Peugeot, Renault, Subaru, Mitsubishi y Volkswagen han cedido coches tan emblemáticos como el Renault 5 Maxi Turbo del 85, el Mitsubishi Lancer Evo VI, el Mini Cooper S del 64, el Lancia Delta Integrale V8, el Citroen C4 Rally Car de 2008 o el Peugeot 208 T16 diseñado en exclusiva para la ascensión de Pikes Peak. El nutrido plantel de vehículos cuenta con un fiel acabado exterior, patrocinadores oficiales y un sistema de daños que, sin ser muy realista, presenta deformaciones externas bien implementadas. Dadas las características técnicas tan dispares de control y potencia de todos estos vehículos, el videojuego ofrece variedad en el control vinculada principalmente a las distintas categorías existentes. De esta forma no esperéis una gran diferencia entre coches con características parecidas y en cuanto a los reglajes, que podremos modificar al principio de la competición, tampoco ofrecerán un cambio tan radical como cabría esperar. Un aspecto muy interesante que está disponible es la posibilidad de personalizar los vehículos con diferentes vinilos, colores, tipografías, números o matrículas, un añadido que nos permitirá darle un toque único a nuestros coches.

Sébastien Loeb Rally Evo (PS4) IlustraciónSébastien Loeb Rally Evo (PS4) Ilustración

Los trazados son otro de los puntos importantes en todo buen videojuego de rallies que se precie. En Rally Evo nos encontramos con un total de 64 tramos de rally que nos llevarán a Italia y Francia en asfalto, Gales en barro, Australia, México y Finlandia en tierra y Suecia y Montecarlo en Nieve. En todos estos tramos, tal y como sucede en la competición oficial, competiremos en solitario contra el crono. Las localizaciones cuentan con un acabado gráfico decente y con una gran fidelidad respecto a los trazados originales, aún así el resultado final está lejos de los estándares de calidad que hemos visto en los últimos años y se echan de menos muchas pruebas míticas del WRC como la española. Texturas de baja calidad, efectos de partículas poco realistas y una sensación latente de falta de vida no conseguirán aportar verosimilitud a las localizaciones disponibles. A estas deficiencias visuales se le suman los problemas anteriormente mencionados con las físicas, algo mucho más importante, ya que afecta directamente a la jugabilidad.

Además de los clásicos tramos de rally, el nuevo título de Milestone cuenta con 5 pistas Rallycross. Estos divertidos circuitos, especialmente diseñados para competir contra otros coches en tiempo real, ofrecen una experiencia de juego diferente, pero la física (otra vez la maldita física) muestra aún más sus carencias al interactuar con otros vehículos. Si algún coche no desparece o no te sales de la pista de formas inexplicables, es muy posible que disfrutes de una buena competición incluyendo la divertida Joker Lap. Por último, tenemos Pikes Peak. Para quien no lo conozca es la famosa "The Race to the Clouds" que se disputa anualmente en Colorado (Estados Unidos) desde 1916. Esta espectacular ascensión por la montaña con 20 kilómetros de recorrido y 156 curvas es una de las pruebas más espectaculares de este nuevo título. Curvas que miran al vacío, vehículos diseñados en exclusiva para esta carrera y el récord de Sébastien Loeb como objetivo, son algunos de los alicientes de esta alucinante competición.

Sébastien Loeb Rally Evo (PS4) Captura de pantalla

Loeb es la estrella
El modo "Loeb Experience" es uno de los más atractivos de esta nueva entrega. Contando con la colaboración del mítico piloto francés, vamos a repasar toda su carrera deportiva a través de entrevistas reales y pruebas especiales. Este extenso modo cuenta con 27 eventos y repasará la carrera deportiva de Loeb desde sus inicios en 1998, pasando por su confirmación como estrella mundial y acabando con el espectacular récord obtenido en Pikes Peak en 2013. Antes de cada nueva etapa de su vida veremos entrevistas con el piloto francés en las que nos contará sus recuerdos de aquellos años (todo ello doblado al castellano) y podremos conocer de primera mano la interesante vida del piloto. También tendremos la opción de completar cada etapa de su vida en el orden que queramos, y lo mismo sucede con las carreras disponibles dentro de cada una de ellas. Sin duda, "Loeb Experience" es uno de los alicientes más interesantes y divertidos de esta nueva entrega.

"Carrera" es el modo más extenso y exigente de Sébastien Loeb Rally Evo. Aquí iniciaremos nuestra andadura en los rallies siendo un joven piloto que debe ascender entre sus rivales gracias a los puntos de experiencia que obtiene con cada carrera, según los resultados y la dificultad seleccionada. De la misma forma se conseguirán créditos para comprar coches y acceder a nuevas pruebas, pudiendo también alquilarlos por un precio más asequible, aunque esto no nos reportará beneficio. En total existen 9 disciplinas entre las que se encuentran: Debut, Junior, Vintage y New Era. Cada una de ellas contará con diferentes categorías y eventos en los que podremos obtener Oro, Plata o Bronce según nuestro rendimiento. A medida que vayamos consiguiendo buenos resultados ascenderemos en la clasificación de pilotos e iremos desbloqueando Loeb Events. Estos eventos especiales tendrán al propio Sébastien Loeb como mentor y nos retarán a llegar a lo más alto. Sin duda, "Carrera" ofrece una experiencia divertida, extensa e interesante gracias a la participación de Loeb y las múltiples pruebas existentes, sin embargo el modo se encuentra muy lejos de otros modos carrera que nos hacían sentir más involucrados con la ascensión de nuestro piloto.

Sébastien Loeb Rally Evo (PS4) Captura de pantalla

Además de estos dos modos, Rally Evo cuenta con un nutrido grupo de modos clásicos. "Campeonato Rally" nos permite disputar todas las pruebas disponibles en el orden que queramos, con los coches que tengamos o alquilemos, con las localizaciones que más nos gusten y configurando las pruebas libremente. De la misma forma, "Rally" nos permite disputar una sola prueba pudiendo modificar todos esos mismos aspectos. "Contrarreloj" por su parte nos llevará a luchar contra rivales fantasmas para intentar limar las últimas décimas a nuestros mejores registros. Por último disponemos de una "Pista de Pruebas" situada en una cantera en la que podremos circular libremente con nuestros coches y elegir participar en los diferentes eventos que hay repartidos por todo el trazado. Una buena forma para conocer nuestros coches y llevarlos al límite desde el primer momento.

Solo multijugador online
Sébastien Loeb Rally Evo cuenta con dos modos multijugador online interesantes. En "Rally" vamos a poder disputar carreras con hasta 16 jugadores con todos los trazados y categorías disponibles. Ya que estamos ante un título de rallies estas carreras serán contra el crono de nuestros rivales, por lo que estaremos solos en los trazados. Si lo que queremos es poder competir contra otros jugadores en tiempo real dentro de un mismo circuito, nuestro modo es "Rallycross". Aquí el jugador disputará carreras con hasta 6 jugadores simultáneos en los circuitos especiales de Rallycross en las que son con toda seguridad las carreras más alocadas del multijugador online. Una pena que no incluya pantalla partida, un aliciente jugable que hubiese sido muy importante en un título de estas características.

Sébastien Loeb Rally Evo (PS4) Captura de pantallaSébastien Loeb Rally Evo (PS4) Captura de pantalla

Un acabado audiovisual muy flojo
No se esperaba que Sébastien Loeb Rally Evo fuese un referente gráfico de la actual generación, pero el acabado que presenta este título a nivel visual es bastante flojo. Texturas de baja calidad, popping, un alocado sistema de partículas, modelados realistas pero poco detallados y efectos de luces muy básicos son algunas de las deficiencias más evidentes. Aún así el título intenta ofrecer el mayor realismo posible y muestra efectos de lluvia y diferentes zonas horarias (amanecer, mediodía, atardecer y noche) que, aunque no cuentan con paso del tiempo y su acabado dista mucho de ser realista, ofrecen algo más de variedad a los trazados y una experiencia de juego más completa.

Pero aunque visualmente podamos aceptarlo tal y como es, en la optimización se ha hecho un muy mal trabajo. En PC el videojuego va a unos excelentes 1080p y 60fps pero en PlayStation 4 baja a 30fps manteniendo la misma resolución, quedando a 900p y 30fps en Xbox One. Es evidente que entre PS4 y Xbox One algunos títulos han presentado diferencias visuales a favor de PS4, pero es que no encontramos ante un título gráficamente muy limitado y aún así no ha conseguido mantener la misma resolución y en ambas plataformas se queda en unos inaceptables 30fps. Esta tasa de fotogramas por segundo es muy importante en los videojuegos de conducción y aún más cuando hablamos de un título de rallies, por lo que es incomprensible que Rally Evo no mantenga los 1080/60 en todas las plataformas. Como aspecto positivo,  cabe destacar que existen un total de 7 puntos de vista diferentes y la interesante posibilidad de utilizar un Modo Foto para capturar nuestros mejores momentos durante las repeticiones.

Sébastien Loeb Rally Evo (PS4) Captura de pantalla

A nivel sonoro nos encontramos con un título correcto. La sonorización de los vehículos es muy básica, con sonidos repetitivos y prácticamente idénticos entre los coches de una misma categoría , y además cuenta con efectos sonoros  poco realistas. Por el contrario la banda sonora es bastante buena y aporta dinamismo a la navegación por los menús y los tiempos de pausa. Por último cuenta con un buen doblaje al castellano que nos guiará por todo el juego, durante las entrevistas a Loeb y como copiloto durante las carreras, un muy buen detalle que es de agradecer.

Conclusión: 

Sébastien Loeb Rally Evo es un videojuego destinado únicamente a aquellos jugadores que sean fans absolutos de los rallies y no puedan esperar más tiempo para jugar en PlayStation 4, Xbox One o PC a un nuevo título de esta disciplina. Aún así, y viendo las ofertas de títulos que han llegado y están por llegar, el nuevo videojuego de Milestone no es la mejor opción para disfrutar de una disciplina tan querida por los jugadores. Pese a contar con un interesante modo llamado "Loeb Experience" donde se repasa junto con el piloto francés toda su carrera deportiva y un modo "Carrera" extenso, el resto de la propuesta se muestra escasas en contenido y con poca variedad. Pero el punto flojo de Sébastien Loeb Rally Evo no son sus modos de juego, es su jugabilidad. Disfrutable solamente por aquellos que puedan obviar de forma constante sus graves problemas con las leyes de la física. El jugador se encuentra con un título muy alejado de la simulación y muy limitado como arcade al ofrecer un control impreciso, aleatorio, poco realista y en muchos momentos injusto.

Lo MejorLo Peor
Divertido "Loeb Experience" y extenso modo "Carrera"
...no es un simulador y es muy limitado como arcade
Completamente doblado al castellano
Las leyes de la física son inexplicables
Por momentos divertido aunque...
Las distintas superficies no se comportan de manera realista
Mal acabado visual y nula optimización para consolas
Excesivos tiempos de carga
Pocas diferencias entre vehículos
Ausencia de pruebas importantes del WRC

Puntuación

Correcto
No es lo último ni lo más original, tampoco cuenta con la mejor ejecución, pero puede divertir si te gusta el género. Bien, pero mejorable.
Cómpralo si te gusta el género y te gusta tenerlos todos.
Jugabilidad

Físicas imposibles, superficies poco realistas, escasos trazados y poca diferencia entre los coches de una misma categoría garantizan una experiencia con muy poco recorrido. Solo los aficionados menos exigentes podrán perdonar todas las deficiencias que presenta en su control y disfrutar de carreras divertidas.

Gráficos

Ofrece un acabado visual muy básico y sobre todo mal optimizado para consolas. En PC el videojuego se mueve a 1080p y 60fps mientras que en PlayStation 4 y Xbox One baje a unos inaceptables 30 fotogramas por segundo, siendo aún más grave la situación en la consola de Microsoft al reducir su resolución a 900p. Inexplicable que con este acabado visual tenga un rendimiento tan limitado en consolas.

Sonido

Normal 0 21 false false false ES X-NONE X-NONE

Buen doblaje al castellano de todos los contenidos, correcta sonorización y una banda sonora competente aseguran una experiencia satisfactoria en este apartado. Aún así el videojuego presenta deficiencias en la sonorización de vehículos y en los diferentes efectos sonoros del entorno.

Multijugador

El modo multijugador se limita a eventos de Rally con 16 jugadores y Rallycross con 6 jugadores simultáneos. Opciones muy limitadas para los tiempos actuales. Se echa muy en falta la pantalla partida.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
6,5
Regístrate o haz login para votar
publicidad

Comprar:

ver más tiendas
PAL/ES 19.95 € Comprar >
PAL/ES 18.99 € Comprar >
PAL/ES 24.90 € Comprar >
PAL/ES 24.99 € Comprar >
Desarrolla: 
Milestone
Género: 
Conducción
Lanzamiento: 
29/01/2016
Voces: 
Español
Texto: 
Español
Plataforma: 
PS4
También en:
PC XBO
+3Juego online

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad