Skip to main content
Publicidad
World of Warships

World of Warships, Análisis

review_game
| |

Wargaming vuelve a la carga con su tercer, y a prióri, último juego bélico basado en la Segunda Guerra Mundial. En esta ocasión, poderosos barcos de combate se enfrentarán en intensas batallas con una jugabilidad impecable, aunque con un modelo de negocio que aún debe mejorarse.

Wargaming se ha convertido, con el paso de los años, en una de las compañías más importantes de la industria del mundo del videojuego en PC gracias, principalmente, al lanzamiento de World of Tanks, un juego que volvió a poner de moda la casi olvidada Segunda Guerra Mundial en los videojuegos, debido a una saturación de juegos ambientados en esta época de la historia de la humanidad con la salida de Call of Duty, Medal of Honor, Day of Defeat, Comandos y otros muchos hace ya unos cuantos años. Tras la revolución que supuso, sobre todo en el mercado del PC, World of Tanks, sumando millones de jugadores de todo el mundo y atrayendo público de juegos tan singulares como Hearts of Iron o Battleground Europe (WWII Online), llegó el turno de sacar el segundo de los tres juegos que la compañía tenía preparada, World of Warplanes, que en aquella ocasión cambiaba los poderosos carros de combate por los ágiles aviones de guerra.

Por último, hace unas semanas y tras bastante tiempo en beta, Wargaming liberó la versión definitiva de World of Warships, el tercer, y en principio, juego bélico ambientado principalmente en la Segunda Guerra Mundial con su correspondiente sistema Free to Play, similar al del resto de juegos. Precisamente, en este sistema están las principales pegas de los tres juegos que, por otro lado, son muy divertidos de jugar a la par que adictivos, enganchando desde el minuto uno al jugador, algo que también ocurre con esta entrega.

World of Warships (PC) Captura de pantalla

Para poner en situación a los que no hayan conocido otro título de esta saga explicaremos de forma resumida que hay varios ejércitos disponibles, cada uno con varios tipos de barcos diferentes y con su propia rama de progresión para ir desbloqueando nuevas piezas para aumentar la tecnología de cada modelo hasta, finalmente, evolucionarlo a un modelo superior. El problema de todo esto es que la cantidad de puntos necesarios para ir desbloqueando estas mejoras es demasiado alta. Sí, cualquier jugador puede acceder a los barcos más poderosos sin invertir dinero, pero el desembolso de tiempo o de partidas jugadas es demasiado exigente, provocando que muchos jugadores tengan que adquirir una cuenta Premium o algún tipo de bonificación con los que, aún así, necesitarán bastante dedicación para poder acceder a los tier más altos. Esto provoca que los jugadores más casuales que no quieren invertir demasiado tiempo, o dinero, se queden combatiendo con las primeras naves en batallas, eso sí, la mar de divertidas (nunca mejor dicho).

Y es que este es uno de los pocos inconvenientes de un título que, a nivel jugable, nos dará mucho a los jugadores, sobre todo si somos amantes de los vehículos bélicos y de la época en cuestión. A diferencia del manejo con los tanques o los aviones, esta entrega nos propondrá enfrentamientos mucho más estratégicos, más cercanos a los del primer juego, quizás, pero en los que tendremos que ser más previsores, anticipando con bastante antelación tanto nuestros movimientos como los de los enemigos ya que, como es evidente, los buques de guerra, sobre todo los más poderosos, que nos permiten eliminar a nuestros enemigos con una poderosa salva de cañones, muy superior al que hayamos podido ver en entregas anteriores. El problema es que si no calculamos muy bien nuestros movimientos, podemos encallar o quedar en una posición comprometida ante el enemigo, con poca posibilidad de reacción y casi listos para una muerte segura. Esto hará que, en todo momento, estemos pendiente de todo lo que ocurre a nuestro alrededor, con una tensión constante que nos hace meternos de lleno en la guerra que World of Warships nos propone y que nos proporciona, a cambio, una genial sensación de satisfacción cada vez que hundimos un buque enemigo o que ganamos una partida.

World of Warships (PC) Captura de pantalla

Particularmente, nos han gustado los combates en los que hemos controlado a los portaaviones, una experiencia más tranquila y relajada que la de los enfrentamientos a mar abierto con otros tipos de buques, centrándonos más casi en ser un “general” dando apoyo a nuestros compañeros enviando aviones a interceptar cazas enemigos, a explorar el terreno o a bombardear los barcos más poderosos del ejército rival para alzarnos con la victoria en los diferentes mapas.

A nivel técnico, el juego cumple más que de sobra, con buenos efectos tanto de iluminación como acuáticos, además de un impresionante realismo y atención al detalle en los más de 90 barcos disponibles en el juego. Los jugadores que tengan ordenadores menos potentes tendrán también a su disposición las suficientes opciones gráficas como para reducir los detalles más exigentes con los PC y adaptar los gráficos a una experiencia óptima para sus equipos.

Conclusión: 

World of Warships es, una vez más, un divertido juego que mezcla simulación con arcade y que nos permite controlar poderosos buques de guerra en los que navegaremos por los mares para disputar tremendas y divertidas batallas con el ejército enemigo. El juego nos mete desde el primer momento de lleno en la acción, haciendo que estemos pendientes de lo que ocurre en todo momento, disfrutando de cada uno de los combates que tengamos y enganchándonos sobremanera, sobre todo si somos aficionados a este tipo de “simuladores bélicos”. La sombra la encontramos, una vez más, en el modelo free to play que prácticamente obliga a gastar una buena suma de dinero a todos aquellos que quieran llegar a los barcos más avanzados tecnológicamente del título de Wargaming.  

Lo MejorLo Peor
Más de 90 barcos diferentes
El sistema de pagos nos hará dejarnos mucho dinero si queremos acceder a los más avanzados
La inmersión de las batallas
El manejo, una vez más, insuperable

Puntuación

Muy Bueno
Juego de notable acabado que disfrutaremos y recordaremos. Una buena compra, muy recomendable para amantes del género. Está bien cuidado a todos los niveles.
Cómpralo.
Jugabilidad

Una vez más, Wargaming mezcla un título arcade con algunas pinceladas de simulación que hacen una mezcla que gustará al jugador y que lo sumergirá, de lleno, en apoteósicos combates navales.

Gráficos

Cumple más que de sobras y hay que destacar el mimo por los pequeños detalles de los más de 90 barcos. Contiene las opciones de configuración adecuadas para ser accesible incluso para equipos menos potentes.

Sonido

Diferentes efectos de sonido dependiendo de cada barco, una música que acompaña a la perfección a las batallas... una vez más, un buen trabajo de Wargaming.

Multijugador

Una vez empezemos a enfrentarnos a otros jugadores no podremos parar. World of Warships nos mantiene en una tensión constante y nos da una satisfacción increíble cuando hundimos el buque enemigo o ganamos nuestras partidas. La parte negativa es el peculiar sistema free to play, es que exige demasiado tiempo a los jugadores el poder llegar a los Tier más altos de cada ejército, haciendo que casi se vean obligados a pagar una cuenta Premium o algún tipo de bonificación para ahorrar tiempo.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
8,5
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Wargaming.net
Género: 
Estrategia
Subgéneros: 
Juego masivo multijugador, Tiempo real
On-line: 
+64 Jugadores
Lanzamiento: 
17/09/2015
Texto: 
Español
Plataforma: 
PC
+7Juego onlineViolencia

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad