Skip to main content
Publicidad
SMITE

SMITE

review_game
| |

Tras debutar con Global Agenda y afianzarse con Tribes: Ascend, Hi-Rez Studios vuelve a la carga con un nuevo título multijugador, SMITE: The Battleground of the Gods, con el que pretende hacerse un hueco en el cada vez más concurrido género de los MOBA gracias a un giro de tuerca a la fórmula bastante interesante.

Después de estar casi año y medio en fase beta, Hi-Rez Studios lanzó de forma oficial el pasado 25 de marzo SMITE, un nuevo MOBA F2P que busca darle un soplo de aire fresco al género gracias a su cámara y a su control. Y es que SMITE poco a poco ha ido ganando popularidad entre los amantes del género cosechando un gran éxito que le ha permitido organizar un torneo con motivo de su lanzamiento oficial durante el fin de semana del 28 al 30 de marzo en el que había 200.000 dólares en premios, la mitad de ellos conseguidos gracias al dinero obtenido de los jugadores durante la fase beta. Y es que, gracias a su vista en tercera persona y a su control de movimiento con el teclado en vez de con el ratón, SMITE se ha alejado un poco de los MOBA clásicos acercándose un poco más a los MMO e incluso a los juegos de acción y convirtiéndose en una buena alternativa para cualquier tipo de jugador.

Pero, ¿qué es un MOBA?

Tras la explosión de popularidad que han sufrido los MOBA durante el pasado 2013 muchos de vosotros ya conoceréis de sobras el género que está causando furor en el mundo de los videojuegos pero, por si acaso, nunca viene de más que recordemos sus bases jugables para después explicaros las diferencias que hacen de SMITE un juego tan característico. En una partida estándar, dos equipos compuestos por cinco jugadores se enfrentan en un mapa simétrico en el que tendrán como objetivo destruir la base rival. Para conseguirlo tendrán que abrirse paso por uno o varios de los tres caminos que conducen a la susodicha base, teniendo que eliminar en su avance a los miembros del equipo rival, a los minions (personajes controlados por la IA) y a las torres de defensa esparcidas a lo largo del recorrido.

smite-2.jpg Captura de pantalla

Además, entre los diferentes caminos hay una zona llamada jungla en la que no hay torre alguna pero en la que se encuentran una serie de monstruos neutrales que se pueden eliminar para conseguir diferentes recompensas en forma de bonificadores que servirán para infligir más daño, recuperar velozmente la vida o el maná y para aumentar la cantidad de experiencia u oro. Esta fórmula aparentemente tan sencilla es la punta del iceberg de una mecánica de juego mucho más profunda en la que contar con un equipo equilibrado, saber comprar el equipo adecuado o intuir que zona debemos atacar en cada momento son solo algunos de los factores que pueden decidir el resultado de la partida.

Los dioses como protagonistas

En lugar de inventar un universo propio con su historia y sus personajes, los creadores de SMITE han decidido con acierto no complicarse la vida y recurrir a la mitología, ya sea romana, griega, china, nórdica, egipcia hindú o maya, para poner a la disposición de los jugadores un elenco de más de 50 dioses jugables, cada uno con su rol en la batalla y con sus propias habilidades. Además, al ser muchos de ellos ya conocidos por los jugadores resulta más fácil empatizar con los personajes a controlar y mucho más cercano a la hora de disputar las primeras partidas. Por supuesto dependiendo del rol y de las habilidades habrá dioses ideales para los jugadores noveles y otros más poderosos pero difíciles de manejar que solo estarán al alcance de los jugadores más experimentados y hábiles.

smite-1.jpg Captura de pantalla

Buscando marcar la diferencia

Hasta ahora los MOBA optaban por tener una cámara aérea y un control de movimiento basado en los clics de ratón pero Hi-Rez Studios ha pensado que la forma más fácil y rápida de abrirse paso en el género es romper con algunas de sus bases y optar por una cámara en tercera persona y por un control de movimiento basado en el teclado. El cambio de cámara influye de forma considerable en la jugabilidad dado que la perspectiva es prácticamente igual a la de un juego de acción haciendo que nuestra pericia apuntando con el ratón cobre más importancia que en ningún otro MOBA. Ahora la habilidad del jugador a la hora de apuntar con precisión y de desatar el poder correcto en el momento adecuado es más importante que nunca. Eso sí, la sensación al principio será un poco rara, dado que nuestra intención natural con esta perspectiva será la de intentar apuntar hacia todos los lados cuando en SMITE solo podemos dirigir nuestra mira de forma horizontal, algo a lo que nos acostumbraremos tras las primeras partidas.

En cuanto al movimiento, en vez de usar el típico sistema de clics por el ratón, Hi-Rez Studios se ha decidido por el típico control de los MMO o los juegos de acción. Para desplazar a nuestro personaje usaremos las más que familiares teclas WASD y la barra espaciadora para realizar los saltos. Esto, junto a la cámara y al sistema de apuntado, hace que el jugador consiga sumergirse más en la partida gracias a una mayor sensación de control sobre el héroe que están manejando. Estos no son los únicos cambios con los que cuenta SMITE, dado que en el modo de juego estándar de los MOBA (Conquista en este caso) también cuenta con algunas características bastante interesantes, como los fénix guardianes que deberemos de eliminar justo antes de acceder a la base enemiga y que podrán resucitar pasado un tiempo y el combate final que deberemos de librar contra el poderoso Titán que se encuentra en la susodicha base y que, al derrotarlo, nos otorgará la victoria. Este combate final recuerda también bastante a algunos campos de batalla de sobra conocidos por los amantes de los MMO dándole a su vez otro soplo de aire fresco. El resto de las mecánicas de juego son bastante parecidas a las de sus rivales aunque en cuanto a los bonificadores de objetos y el número de habilidades Hi-Rez Studios ha decidió usar un patrón más sencillo para el usuario y, por lo tanto, más cercano al de League of Legends, alejándose de la profundidad de  Heroes of Newerth o, sobre todo, de DOTA 2.

smite-6.jpg Captura de pantalla

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
8,8
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Hi-Rez Studios
Género: 
Acción
On-line: 
10 Jugadores
Lanzamiento: 
25/03/2014
Voces: 
Inglés
Texto: 
Español
Plataforma: 
PC
También en:
PS4 XBO
+16Juego onlineViolencia

Añadir a mis juegos

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad