Skip to main content
Publicidad
Scourge: Outbreak

Scourge: Outbreak

review_game
| |

El equipo mallorquín Tragnarion se da una segunda oportunidad con Scourge, después de un paso en falso con su anterior iteración. Outbreak es una versión revisada, mejorada y adapatda para lograr un TPS competitivo en 360, PC PS3.

Realizar un shooter hoy en día es francamente difícil. Ya sea un TPS o un FPS, los valores de producción, el grado de especialización y la cantidad de recursos y millones que la industria pone en esos géneros en particular garantizan que hay que hacerlo extremadamente bien en todos los ámbitos para poder mantenerse a un nivel digno. Es un problema del que tampoco pueden escapar los juegos independientes en esos géneros, que también se enfrentan a un jugador que está más que saturado de pegar tiros y cuándo lo hace quiere hacerlo de la mejor forma posible según sus gustos. A fin de cuentas el sector le facilita una amplia gama de título de todas las épocas y todas las formas posibles: lineales, multijugador, sandbox, espaciales, históricos, futuristas... la competencia es feroz.

Es por ello que hay que alabar la valentía del estudio mallorquín Tragnarion a la hora de entrar en un campo particularmente difícil. De hecho, Outbreak es una reinvención de su juego más conocido hasta la fecha, The Scourge Project. La idea era crear un TPS de precio económico pero con altos valores de producción, un juego independiente creado con el Unreal Engine 3.0 con especial atención a aspectos como la historia y, particularmente, al modo cooperativo. El proyecto apareció en las tiendas digitales de compatible sin hacer demasiado ruido y con bastantes problemas que se trataron de corregir y mejorar mediante parches. Pero el estudio consideró que todavía no era momento de rendirse, por lo que recogieron la base creada y se decidieron a darse una nueva oportunidad con Scourge:Outbreak, que entre otras cosas iría orientado a un lanzamiento multiplataforma, siempre con el objetivo de mostrar una versión más fiel de si mismo, con diversas mejoras y refinamientos que sirvieran para justificar un relanzamiento en toda regla.

6.jpg Captura de pantalla

El resultado de ese esfuerzo es Scourge: Outbreak, que aparece esta semana para diversas plataformas como 360 y hará lo propio para PS3 y PC. El esfuerzo de lanzar Outbreak en consolas, particularmente en la de Microsoft, ha sido particularmente intenso. Según explican los responsables del estudio, el juego original era de 6 GB en PC y el límite de los juegos Arcade es de 2 GB -algo que ha sido un auténtico quebradero de cabeza para muchos estudios independientes que han querido publicar en 360 en los últimos años-. Había que encontrar forma de reducir el juego a esos patrones sin sacrificar calidad visual o cortar contenido a lo loco. Pero además había que aprovechar la oportunidad para elevar considerablemente la calidad del juego y mejorar los elementos más problemáticos. Aspectos como la Inteligencia Artifical, trazado de rutas, el manejo de las armas, la propia historia y el modo de contarla a través de sus cuatro personajes, velocidad de movimiento, depuración de bugs... Mientras, otra parte del estudio sacaba partido a una mayor experiencia con las herramientas de Epic para hacer cosas como cambiar el sistema de iluminación o introducir efectos de post procesado para hacerlo más ligero y a la vez lograr mejores gráficos que los vistos en Outbreak. Ha sido un proceso complejo, buscando crear el juego que los responsables de Tragnarion querían realmente poner sobre la mesa.

La idea base se mantiene: cuatro mercenarios muy distintos embarcados en una misión a vida o muerte frente a una corporación todopoderosa y carente de moralidad, Nogari, embarcada en terribles experimentos  para potenciar su ya casi absoluto control tecnológico y militar. Cada personaje es seleccionable y cuenta con sus propios motivos para estar ahí, con una historia personal relacionada estrechamente con el objetivo de la misión, además de características propias. Está Stonewall, un militar caído en desgracia que busca pruebas de su inocencia enterrados en la corporación. En segundo lugar estaría Tasya "Amp" Semivolkova, una adicta al peligro que busca una cura a una condición que acabará matándola antes o después. En tercer lugar encontramos al tatuado James "Mass" Lang, un mercenario con un interés personal en que la misión se desarrolle con éxito. Por último tenemos a Ramiro "Shade" Cortez, un asesino que ha puesto su vida al servicio de la venganza contra la corporación Nogari. Manejando a cada personaje, seremos testigos de pequeños fragmentos de su pasado en forma de Flashbacks, que explicarán las motivaciones y orígenes de cada uno, dándole ese buscado componente narrativo a la campaña -que por lo demás es apenas una nota de color, ni la trama ni los personajes son exactamente apasionantes-.

5.jpg Captura de pantalla

A la hora entrar en el propio juego lo primero que nos llama la atención son los altos y bajos del apartado gráfico. Por un lado nos encontramospersonajess con animaciones algo toscas, cuyos movimientos pecan un poco de cierta desconexión con respecto al entorno. Es un TPS, así que la perspectiva es en tercera persona y cuenta con los movimientos de rigor que se espera del género como la capacidad de parapetarse en muros desde los que disparar, el movimiento giratorio para tratar de ponerse a refugio lo antes posible, la posibilidad de afinar el enfoque con el gatillo izquierdo para disparar por el derecho... todo bastante familiar. Los personajes cuentan con un máximo de dos armas que pueden intercambiar, pueden resucitar a un compañero caído, lanzar granadas o usar algunas de las habilidades especiales de los trajes de los protagonistas, que se dividen en un escudo personal de energía, y una onda de choque para barrer enemigos.

Los entornos pecan de ser algo genéricos, llamando poco la atención, pero están bien resueltos. La tasa de frames es estable y iluminación ambiente termina de dar al juego un aspecto bastante aceptable. Hay detalles gráficos que no dan el tipo, especialmente las caras y animaciones faciales de los personajes, un aspecto de lo más complicados de hacer bien en un videojuego. Otro detalle poco brillante es el pelo, poniendo de relieve ese viejo tópico de que los juegos en Unreal Engine no se caracterizan precisamente por las cabelleras de los protagonistas; de los tres personajes, uno es calvo y dos son rapados, la chica es la única con "pelo", pero lo mismo podría ser un casco vanguardista viendo su forma y rigidez. Los enemigos al comienzo también resultan un tanto genéricos, pero a medida que avanzamos por la campaña nos encontramos con cosas más pintorescas que darán más emoción y variedad. La palabra "aceptable" define bien el aspecto gráfico en líneas generales, no destaca, tiene cosas a un bajo nivel, pero en líneas generales y teniendo en cuenta el rango de precio del que estamos hablando, no está mal.

7.jpg Captura de pantalla

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
6
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Tragnarion Studios
Género: 
Acción, Aventura
Subgéneros: 
Disparos
On-line: 
8 Jugadores
Plataforma: 
PC
También en:
360 OSX PS3
+16Violencia

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad