Skip to main content
Publicidad
Gears of War Ultimate Edition

Análisis Gears of War Ultimate Edition PC

review_game
| |

Tras unos meses de espera, los usuarios de PC pueden disfrutar por fin de la espectacular revisión de The Coaliton de uno de los títulos más importantes de la acción en tercera persona, ahora a 4K y a 60 FPS.

Disculpe las molestias

El contenido no se encuentra disponible en estos momentos

Tráiler del lanzamiento del juego para Xbox One

Este análisis se centrará en los aspectos técnicos de Gears of War Ultimate Edition para PC. Si queréis conocer más detalles de la campaña o todas las novedades de su renovado multijugador podéis acceder a nuestro análisis original haciendo clic aquí.

Gears of War es una saga escrita con mayúsculas en la historia de Microsoft y, en general, en la historia de la mayoría de los videojuegos de acción en tercera persona, no solo porque Epic Games consiguiera acertar de pleno con las tres primeras entregas del juego (buena prueba de ello son sus notas en esta casa: 9.5 para Gears of War, 9 para Gears of War 2 y otro 9.5 para Gears of War 3) sino porque el título que inició su historia supuso un antes y un después en los TPS gracias a un genial sistema de coberturas que, poco a poco, ha ido adoptando, a su manera, casi cualquier videojuego de disparos en tercera persona que se nos venga a la cabeza.

Bien es cierto que Gears of War flojeó un poco con Judgment, su última entrega para Xbox 360, perdiendo parte de la confianza del público. Sin embargo, Microsoft ha querido coger las riendas de la misma adquiriendo su licencia a Epic Games y poniendo el juego en manos de The Coalition (conocida como anteriormente como Black Studios), una compañía que se ha encargado, en paralelo, del desarrollo de Gears of War Ultimate y de Gears of War 4, la próxima entrega de la saga y la primera desarrollada totalmente por el estudio de Microsoft de la que mucho se ha hablado en las últimas semanas, ya sea por la ambición del estudio con esta nueva entrega, dado que quiere que sea un referente gráfico en Xbox One al mismo nivel que Gears of War lo fue en Xbox 360, o por los continuos rumores que sitúan tanto a este como a otros juegos como Forza 6, también como títulos que llegarán a Windows 10.

gearsofwarultimatepc.jpg Captura de pantalla

Pero eso llegará más adelante ya que, ahora, es momento de hablaros de la versión para PC de Gears of War Ultimate Edition, que llegará en tan solo unos días a nuestros ordenadores de forma exclusiva al último sistema operativo de Microsoft: Windows 10. Y es que Microsoft va, paso a paso, allanando el camino para que Xbox One y Windows 10 sean sólo uno. Un ecosistema cerrado que se da apoyo mutuamente y que busca potenciar la marca Xbox más allá de las consolas, llegando a un mercado tan ambicioso como el de PC. Por eso no es de extrañar que en este sistema operativo cuente con una aplicación llamada Xbox mediante la cual podemos ejecutar los juegos de nuestra Xbox One vía streaming o podemos acceder a aplicaciones como Game DVR para grabar las partidas de cualquier juego en nuestro ordenador o incluso acceder a los gameplays que tenemos guardados en nuestra Xbox One.

De hecho, no es que GoW Ultimate Edition haya sido desarrollado para Windows 10 sino que el juego sólo está disponible a través de la propia Tienda de Windows, una aplicación que, tal y como ha reconocido Microsoft necesita algunas mejoras para afinar tanto su interfaz como las prestaciones de cara al usuario. De hecho, para realizar este análisis nos hemos encontrado algunos problemas menores, como un bug mediante el cual no se nos mostraba adecuadamente la descarga del título, así como la imposibilidad de crear un acceso directo en nuestro escritorio al juego, teniendo que acceder, obligatoriamente, a través de la app del Sistema Operativo. También nos hemos encontrado con un tiempo de carga excesivo a la hora de ejecutar por primera vez la aplicación algo que, por suerte, se corrige en el resto de veces que hemos ejecutado el juego.

gowu2.jpg Captura de pantalla

A nivel técnico nos encontramos con dos grandes pros con los que cuenta el juego en favor de la versión del mismo para Xbox One. El primero es el poder ejecutar el título a una resolución de 4K, aumentando el impacto visual del título en lo que a texturas se refiere. El segundo, la posibilidad, por fin, de jugar al modo campaña a 60 FPS, una opción que no se nos daba en la versión para la consola de sobremesa de Microsoft y que está disponible en esta edición para PC siempre y cuando desbloqueemos el framerate a través de las opciones gráficas del juego opciones que, por cierto, pese a que son variadas y podremos ajustarlas para ordenadores menos potentes, son un tanto escasas en algunos apartados como en las opciones de suavizado de contorno.

Quitando estas dos opciones, lo cierto es que no notaremos una diferencia notable a nivel técnico en cuanto a la versión de Xbox One algo que, por otro lado, es lógico ya que nos encontramos con un juego que tiene, a sus espaldas, diez años de vida. Tal y como os decíamos en el análisis original del título para One, si lo comparamos con Xbox 360 sí que vemos muchas mejoras ya no solo en la resolución, sino, sobre todo, en el trabajo tanto en la iluminación como en otros efectos como las explosiones o los disparos, que se ven, ahora, mucho mejor que en 360 y que dejan al juego casi a la altura de un título de la presente generación.

gow3.jpg Captura de pantalla

Sin embargo, algo que si podemos criticarle al título es, precisamente, los elevados requisitos que demanda a nuestros ordenadores para poder ejecutarse con solvencia a 1080p y a 4K (podéis encontrarlos haciendo clic aquí). Es cierto que para mejorar el juego, para hacer mejor esa iluminación y algunos de los efectos más llamativos del título puede que se hayan utilizado tecnologías que solo sean compatibles con las tarjetas de hoy en día pero no deja de resultarnos curioso que este título pida en sus requisitos recomendados exactamente el mismo equipo que Quantum Break, un juego pensado para la presente generación de consolas que nos llegará en tan solo unas semanas y que, por lo que hemos podido ver hasta ahora, promete ser uno de los títulos más potentes a nivel gráfico de lo que llevamos de generación. Este detalle muestra, quizás, cierta parte de dejadez por parte del estudio a la hora de optimizar el juego o cierta insistencia por parte de Microsoft para que hagamos un cambio forzado al último DirectX, compatible tan solo con gráficas relativamente nuevas en el mercado.

En cuanto a los controles, el juego es tanto compatible con mando como con teclado y ratón, aunque, tal y como pasaba con el Gears of War original, el juego parece estar especialmente diseñado para el primero, no alcanzando toda la precisión que un ratón puede darnos en los momentos más estresantes de disparos. Por suerte, si tenemos una Xbox One y un cable USB a mano podemos conectar nuestro mando de la consola y utilizarlo en Windows 10 sin la necesidad de instalar driver alguno, facilitando mucho las cosas a todos aquellos que prefieran jugar con este tipo de periféricos, algo particularmente recomendado debido al diseño de este juego en concreto.

gow4.jpg Captura de pantalla

Conclusión: 

Gears of War Ultimate Edition es una gran oportunidad de volver a disfrutar de uno de los juegos que marcaron una época en los TPS, y, sobre todo, en Xbox 360. Gracias a la versión de PC podremos disfrutar del título como nunca antes, gracias a la posibilidad de ejecutarlo a 4K o de poder disfrutar de la campaña a 60 FPS. En el resto de aspectos, como era de esperar, casi no se aprecia la diferencia con la versión de Xbox One, algo lógico tratándose de un juego que tiene ya 10 años. De hecho, la mayor pega del título para PC la encontramos en los requisitos que nos pide el mismo para poder ser ejecutado a 1080p con solvencia (entendiendo por solvencia el llegar a esos 60 FPS) que son, ni más ni menos, que los mismos que los que necesitaremos para ejecutar Quantum Break dentro de unas semanas. Por lo tanto, ¿merece la pena hacernos con Gears of War Ultimate Edition? La respuesta es un rotundo sí, es un clásico que se ve mejor que nunca gracias a una mayor resolución, framerate y a diversas mejoras sobre todo en el apartado de la iluminación. Pero, ¿es necesaria su compra si ya tenemos la versión para Xbox One? En este caso, la respuesta cambia, ya que Windows nos permite ejecutar el juego desde One a nuestro ordenador vía streaming y los cambios a nivel gráfico no son tan sustanciales como para recomendar su compra a no ser que seamos auténticos coleccionistas de la saga.

Lo MejorLo Peor
La posibilidad de ejecutar el juego a 4K.
Los elevados requisitos mínimos y recomendados
La campaña, por fin a 60 FPS.
A nivel técnico luce casi tan bien como un juego de la presente generación.

Puntuación

Muy Bueno
Juego de notable acabado que disfrutaremos y recordaremos. Una buena compra, muy recomendable para amantes del género. Está bien cuidado a todos los niveles.
Cómpralo.
Jugabilidad

La campaña mantiene lo que hizo grande a la saga con acción sin descanso, gran diseño de niveles y explotación al máximo de las mecánicas de juego (armas, coberturas, la importancia de las granadas, tipologia de enemigos...), además de muchos momentazos por vivir o revivir según cada caso.  La campaña, mejor en compañía (pantalla partida o Live).

Gráficos

La mejora con respecto a la versión original de Xbox 360 es palpable, con un gran trabajo realizado, sobre todo, en la iluminación, dejándo el título casi a la altura de un juego de la presente generación. En cuanto a la Ultimate Edition de Xbox One, la principal diferencia la encontramos en poder ejecutar el título con una resolución a 4K y el poder disfrutar, por fin, de la campaña a 60 FPS. Sin embargo, nos hubiera gustado que los requisitos mínimos y recomendados fueran menos exigentes. 

Sonido

La banda sonora se adapta al ritmo de cada momento y sabe dar la épica necesaria en los momentos de máxima tensión. Otros sonidos que acompañan a nuestro paso juegan un papel clave para generar incertidumbre, los efectos especiales funcionan bien y todo se ha adaptado a 7.1. El doblaje al castellano tiene altibajos evidentes como en la versión original.

Multijugador

Todos los añadidos que ya encontramos para Xbox One: 19 mapas, nuevos modos y servidores dedicados para conseguir una mejor experiencia en el matchmaking además de un paquete de Diseños Deluxe y 11 personajes de bonificación.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
8,5
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
The Coalition
Género: 
Acción
Subgéneros: 
Disparos
Plataforma: 
PC
También en:
XBO
+18Juego onlineLenguaje soezViolencia

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad