Skip to main content
Publicidad
Publicidad

BRINK

Multijugador a la enésima potencia...
Multijugador a la enésima potencia...
review_game
| |
21409 visitas
BRINK, el título de Splash Damage, llega con aires e intenciones de cambiar totalmente el punto de vista global que existe hoy día sobre los juegos multijugador, pero también para darle un nuevo aire a los modos Campaña. ¿Lo logra? Leed nuestro análisis...

BRINK fue presentado por sus desarrolladores, Splash Damage, como una auténtica revolución en el mundo de los FPS. Tenía varias características que lo hacían especial: para empezar, una dinámica de movimientos de los personajes que le daría mucho más dinamismo a la acción, un ritmo de juego mucho más alto y la posibilidad de que los usuarios pudiesen mover a su personaje por donde quisiesen en los escenarios. Saltar elementos, subirse a alturas, correr por la pared, arrastrarse y disparar al mismo tiempo,… también se le añaden unas cantidades de opciones de personalización increíbles para los personajes. Ropas, elementos de protección, decorativos, estilos diferentes, máscaras, armas customizadas con pinturas y demás. Cada usuario podría tener su personaje y sería diferente de casi cualquier otro que se hubiese creado. Las cantidades de modificaciones, dando cientos de miles de combinaciones en algunos casos, lograrían ese efecto de sentirse único dentro de El Arca.

Y es que la historia que propone BRINK es bastante clara, sencilla y directa: El Arca, una ciudad flotante construída por el hombre con un objetivo, ser la ciudad modelo del futuro. Se pretendía que fuese autosuficiente, diseñada para ser 100% ecológica y de modo experimental, intentando encontrar el punto de equilibrio entre el desarrollo de la civilización y el respeto por el planeta. 40 años después de su construcción, el Arca está al borde del abismo, de la guerra civil. La creciente subida del nivel del mar ha hecho que el Arca no sea sólo el hogar de sus diseñadores y descendientes, sino de miles de refugiados que llegaban buscando ayuda. Cada vez más población vive en chabolas, las injusticias son el pan de cada día, y la tensión y violencia aumenta por minutos. Poco a poco se van creando dos frentes, las fuerzas de Seguridad y la Resistencia, que se enzarzan en una gran batalla por controlar el Arca.

allchange.jpg Captura de pantalla

En ese momento es donde comienza la aventura, y en primer lugar se debe crear un personaje que podremos después editar cuando nos venga en gana. Sirva como detalle curioso y también como llamada de atención que, según los diseñadores, en el Arca sólo existen hombres. Es decir, podremos elegir casi cualquier elemento del cuerpo o vestuario de los personajes, armas, ítems y mejoras… pero no podremos elegir sexo. Todos los personajes base sobre los que hacer las modificaciones son hombres, y sólo podremos jugar con ellos. Tendrás que decidir de qué bando quieres que sea el personaje: de la Resistencia o de las fuerzas de Seguridad. También tenemos que decir que en cualquier momento podremos crear más personajes y crear uno para cada bando, y así poder ver el modo Campaña desde cualquier de los dos puntos de vista.

staydown.jpg Captura de pantalla

BRINK se ha diseñado como un 'todo', un sistema de juego y desarrollo del personaje que une en una misma línea el modo Campaña, el cooperativo y el multijugador. Todo lo que juegues en BRINK repercutirá en opciones desbloqueables para tu personaje. No se tiene porqué elegir un modo de juego en concreto, ya que todo está entrelazado y relacionado a la hora de desarrollar al personaje. Esto, que parece una gran idea y que sin duda lo es, en la práctica posee muchas lagunas a la hora de lo más importante: la diversión. BRINK proponía una 'revolución' en el mundo de los FPS, pero después de muchas horas a las espaldas con el juego, no llega ni siquiera a 'evolución', y se queda en un buen FPS donde es casi primordial ser un jugador 'adicto' al online para poder sacarle partido. Jugar a BRINK de forma offline es arruinar el juego y dejarse por el camino las sensaciones que Splash Damage tenía como objetivo ofrecer al usuario. Además, no todo lo que está presente en este título consigue su objetivo, y aparecen algunas sombras dentro de su mecánica de juego que nos dejan con ciertas dudas de las posibilidades de implicación del jugador con un juego donde, sí, el jugador posee un personaje único, pero se deja de lado otro factor que a priori parecía asegurado: ofrecer al usuario una experiencia de juego innovadora. BRINK lo propone, pero no lo logra.

security_character_04.jpg Captura de pantalla

Después de crear el personaje al comenzar (podemos guardar 10 diferentes creados) podremos elegir el modo de juego que queramos. Desde el modo Campaña (con 8 fases para cada bando, incluyendo dos como desarrollos alternativos), pasando por el modo Partida libre, o los Retos disponibles. Tendremos partidas multijugador para hasta 16 jugadores y cooperativo para hasta 8 personas simultáneas. El modo Campaña nos permite jugarlo de modo offline o configurando el cooperativo a nuestro gusto, igual que la Partida Libre (donde podremos elegir y configurar las mismas según sea partida pública o privada, y donde elegiremos la mecánica de juego por objetivos o por tiempo). El modo Retos nos pondrá en cuatro escenarios distintos donde tendremos que realizar unos objetivos específicos.  Tanto en el modo Campaña como en las Partidas Libres tendremos varios objetivos a la vez, entre principales y secundarios. Podremos elegir en todo momento cuál realizar, y se nos mostrará la distancia al mismo y la dirección a seguir para llegar hasta él.

maskedmenace.jpg Captura de pantalla

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
7
Regístrate o haz login para votar

Cómpralo al mejor precio

Brink (PC - Windows)

PAL/ES 5.98 € Comprar >
Desarrolla: 
Splash Damage
Género: 
Acción
On-line: 
16 Jugadores
Lanzamiento: 
13/05/2011
Voces: 
Español
Texto: 
Español
Plataforma: 
PC
También en:
360 PS3
+16

Add to my games

publicidad

Vídeos (6)
Ver todo >

05/04/2011
Visto 16986 veces
19/01/2010
Visto 12171 veces

Metacritic

publicidad
Publicidad
Publicidad