Skip to main content
Publicidad

Diez consejos para no morir en Dark Souls 2

publicidad

Dark Souls 2 es el juego más difícil del momento y uno de los grandes exponentes de la industria japonesa actual que llega de la mano de From Software. El título que sale a la venta este viernes en Xbox 360 y Playstation 3 es de los más esperados para los usuarios gracias a su elevada dificultad y al reto que propone, con falta de información para el jugador, enemigos que nos pueden hacer morir en cualquier momento y una media de muertes que supera el medio millar por partida jugada. Es un juego complicado, sobre todo, para los más nuevos que no hayan probado en el pasado ni Demon's Souls ni el predecesor directo de este título, Dark Souls. 

Dark Souls 2 ofrece algunos elementos más accesibles respecto a sus predecesores, pero también manteniendo el alto grado de dificultad característico de la serie. Por ello, aquí os dejamos diez consejos básicos para no morir en Dark Souls si lo que queréis es debutar en la franquicia con esta nueva entrega. O, al menos, para no morir tanto como teméis. 

Dark Souls II (360) Captura de pantalla

1.- No juegues como en un juego de acción típico
En Dark Souls podemos llevar un escudo y espada, pero eso no convierte este título en un hack and slash. Hay dos elementos básicos a tener en cuenta en el control: el primero es la barra de energía. Cuando corremos, golpeamos, defendemos un golpe o damos una voltereta evasiva perdemos energía. Si queda a cero nuestro personaje queda totalmente desguarnecido. Por eso, lo mejor es calcular bien nuestros movimientos y escapar del peligro si vemos que vamos a quedar sin energía. Una barra verde vacía nos impide correr y movernos con agilidad, siendo blanco fácil de los enemigos, ya que incluso bloqueando sus ataques perdemos vida y quedamos vendidos.

2.- Marca a tus enemigos y evita grupos
El segundo punto a tener en cuenta es el lock on. Con el analógico derecho marcamos a los enemigos, algo vital para poder rodearlos y atacarlos por sus flancos débiles y defendernos de sus golpes. Si usamos el escudo pero no tenemos fijado al enemigo nos puede golpear en zonas peligrosas. En este sentido, es importante también evitar luchar contra grupos, ya que cuando uno queda vulnerable otro nos está atacando, y nuestros movimientos son limitados. Lo mejor es recular mientras los tenemos marcados e intentar que entre ellos se despisten y se separen al perseguirnos. Además, muchas veces algunos de los enemigos no nos siguen hasta el infinito, sino que reculan para "guardar" la zona que defendían. Aprovechemos esto.

Dark Souls II (360) Captura de pantalla

3.- Viaja con la hoguera a la que tengas almas
Las almas son el elemento principal para poder subir de nivel en Dark Souls 2 y también comprar objetos, armas, ropajes y hacer reparaciones. Por ello, es de vital importancia que cada vez que tengamos una cantidad de almas que se pueda canjear por diversos niveles, volvamos a la hoguera más cercana, viajemos a Majula y mejoremos al personaje. Al principio ya es bastante frustrante perder 4.000 o más almas en combate, pero la gravedad del asunto es mayor cuando el contador sube en zonas más avanzadas. El viaje rápido está activado desde el inicio entre hogueras, por lo que volver a Majula a mejorar el personaje, aunque pueda ser pesado, es clave.

4.- Explóralo todo, incluidos los NPC
Una de las claves de Dark Souls 2 es repasar los escenarios que hemos ido visitando, sobre todo cuando hemos eliminado a los enemigos, para encontrar todo tipo de secretos y tesoros. Objetos, almas perdidas, armas, anillos... el universo Dark Souls 2 esconde muchos secretos que nos facilitan la vida. Si vemos una zona cerrada por unos barrotes, seguro que hay algún camino alternativo aunque muchos de ellos son casi imposibles de ver. También es importante que le demos conversación a los NPC más de dos y tres y cuatro veces para poder así saber todo lo que nos tienen que decir. En algunos casos son detalles sin importancia -o eso nos parecerá- en otros nos brindarán información que puede ser útil en el futuro y en otros incluso nos ofrecerán objetos interesantes para poder avanzar. Hasta que un NPC no repita dos veces el mismo diálogo, le damos al botón de hablar sin descanso. 

Dark Souls II (360) Captura de pantalla

5.- No corras hacia delante
Es una de las peores ideas que podemos tener en Dark Souls 2. Pensar que como somos más rápidos que los enemigos que nos están amargando la vida, podemos correr sin que nos toquen para llegar... a ningún sitio. Normalmente cada área de esta entrega cuenta con diversos enemigos repartidos por el mapa y el punto álgido es un jefe final, así que lo mejor que podemos hacer es farmear y dominar a los enemigos rasos. Correr hacía delante, travesar un portal de niebla y encontrarnos con un jefazo no es lo más recomendable. Y más si llevamos almas con nosotros.

6.- No te olvides de la antorcha ni de los anillos
Son dos elementos que nos permiten tener más opciones de éxito. La antorcha es necesario tenerla siempre a mano para poderla combinar en lugares oscuros donde sufriremos emboscadas o para acabar con una serie de enemigos muy concretos. Esta tiene una durabilidad limitada, por lo que es bueno localizar donde conseguir un cuando nos queden pocos minutos con la actual. Por otro lado, los anillos son el objeto más importante del juego. Podemos equiparnos cuatro, y se adaptan a muchas de nuestras necesidades. Drenar vida de los enemigos, ganar vida automáticamente, mejorar atributos delante de algunos efectos, etc. equipar en cada caso el más adecuado nos da un plus necesario. 

Dark Souls II (360) Captura de pantalla

7.- Guarda humanidad para las grandes ocasiones
La humanidad en este juego es importante porque nos permite recuperar el uso de toda la barra de vida. Aquí, cada vez que morimos decae nuestra vitalidad total hasta un 50%. Aunque sea más complicado jugar así, es mejor limpiar zonas y avanzar poco a poco contra enemigos normales y corrientes hasta que sepamos donde está el próximo jefe. Una vez controlado, y sabiendo que tenemos un nivel adecuado, es la hora de usar la humanidad. Con ella conseguiremos tener toda la barra de vida disponible y en muchos casos invocar a un espectro que nos ayude en la batalla. Son aliados NPC algo temerarios, pero despistan al jefe y eso nos viene bien.

8.- Mejora tu arsenal
A lo largo de nuestra aventura nos encontraremos constantemente con diversas piedras de titania, un elemento que a priori no parece tener ninguna utilidad pero que es clave para poder mejorar nuestras armas. Por eso es importante que cuando tengamos piezas de este tipo viajemos a Majula y consigamos que el herrero que vive al lado de la hoguera, previo pago de almas como no podía ser de otra manera, nos mejore todo tipo de elementos tanto de ataque como de defensa. En el juego tan importante es tener un nivel alto de personaje como armas acordes a lo que necesitamos. Si no sabéis como conseguir que el herrero entre en su casa (está cerrada), tenéis que comprar la llave de su herrería en el personaje que hay al lado de una hoguera en el bosque de gigantes. 

Dark Souls II (360) Captura de pantalla

9.- Sube estadísticas que no tengan que ver con tu clase
Recomendar alguna clase es complicado, ya que cada uno se adapta mejor a un estilo de combate. Aunque seguramente los más accesibles para los que no han jugado nunca a la saga son los relacionados con los ataques cuerpo a cuerpo, como el caballero o el guerrero. En todo caso, esto solo nos indica los stats que tendremos más desarrollados en un primer momento, pero también  podremos mejorar -nos costará más- otros atributos que no están directamente relacionados con nuestra clase. Es importante porque seguramente en muchas ocasiones notamos que ciertos combates nos vendría mejor afrontarlos desde otro punto de vista, así que no descuidemos todas las estadísticas.

10.- El Pacto de los caballeros azules
Al inicio del juego tenemos la opción de añadirnos a este pacto, que a todas luces se presenta como uno de los mejores para los novatos, ya que además de conseguir un anillo que nos mejora los puntos de vida que tenemos, también nos permite contar con invocaciones de caballeros azules que intenten ayudarnos cuando nos invadan otros jugadores. El título está pensado para disfrutarse y sufrirse online, y aunque eso tiene inconvenientes como cuando nos intentan asaltar no solo los monstruos, este pacto nos ayudará a superar mejor la llegada de enemigos humanos a nuestro mundo.

Dark Souls II (360) Ilustración

¿Y vosotros, qué otras recomendaciones haríais para aquellos que quieran adentrarse a la saga Souls?

Regístrate o haz login para hacer un comentario
publicidad

El Píxel: La PlayStation Experience en menos de 10 minutos

Os hacemos un resumen de todo el evento de PlayStation en menos de 10 minutos.

publicidad
publicidad
publicidad

Follow us on:



Canal Meristation en YouTube  Grupo en Tuenti  Síguenos en Twitter

publicidad
Publicidad