Skip to main content
Publicidad
Earthbound

Earthbound

review_game
| |

Casi veinte años después de que se estrenara en Super Nintendo, Earthbound llega por primera vez en Europa en la Virtual Console de Wii U.

 

La era de Super Nintendo fue uno de los grandes momentos del género de rol japonés. Una época en la que salían títulos de este corte brillantes que se convirtieron en la edad de oro del género. Por desgracia, los usuarios europeos sufrieron una falta de confianza sorprendente de parte de las desarrolladoras, que no acababan de lanzar algunos de sus títulos al viejo continente, otros llegaban sin traducir y tantos otros llegaban tarde. Por el camino perdimos nombres como Chrono Trigger –deuda saldada hace ya algún tiempo con versiones para Nintendo DS o formato smartphone- o el juego que nos ocupa: Earthbound.

Han pasado casi veinte años desde que Ness se embarcara en la gran aventura que ha pasado desapercibida por la gran mayoría de jugadores de este país. Nintendo anunció no hace demasiado que querían poner fin a esta situación y darle el reconocimiento que merece a Earthbound. Después de salir durante el mes de marzo en la Virtual Console de Wii U, la semana pasada (18 de julio) la compañía japonesa publicó por primera vez en Europa el título que ya había salido en Super Nintendo y en un recopilatorio en Gameboy Advance que tampoco llegó. 43 megas de peso para una obra de culto que eso sí, llega a un precio alto: 9’90 euros. Seguramente teniendo en cuenta el paso de los años se podría haber ajustado mucho más el precio para un título que, eso sí, es excelente e imprescindible para los amantes de los JPRG.

Subiendo la montaña encontraremos el inicio de todo.
Subiendo la montaña encontraremos el inicio de todo.

Publicado en agosto de 1994 en Japón y casi un año después en Estados Unidos, Nintendo y HAL Laboratory apostaron por lanzar la segunda parte de la serie conocida como Mother (NES) y con cambio de nombre para los norteamericanos. El líder del desarrollo de esta aventura creada entre Ape y Hal Laboratory fue Shigesato Itoi, al que le siguió también como programador dentro de HAL una figura archiconocida por todos a día de hoy en el seno de Nintendo: Satoru Iwata.  Mientras Ape no ha tenido demasiado reconocimiento con la mayoría de títulos en los que ha trabajado –spin off de la saga Pokémon o el curioso Pocket Camera- la otra compañía tiene en su haber la saga Kirby o los tres Smash Bros aparecidos hasta el momento en los que también ha estado implicado Itoi.

Hasta la fecha han aparecido tres Mother. El primero fue lanzado para Nintendo NES en 1989. Cinco años después llegaría la secuela que nos ocupa hoy y que ha sido hasta el momento el único juego que ha llegado a occidente. La tercera parte estuvo pensada primeramente para Nintendo 64 bajo el nombre de Earthbound 64, pero finalmente se canceló por diversos problemas de producción y un fin de ciclo de consola que se estaba acercando. Gameboy Advance recibiría este título en el año 2006. Dicha portátil también recibiría para Japón el recopilatorio de los dos primeros Mother. La saga se da por enterrada más allá de la presencia de personajes como Ness o Lucas en la serie Smash Bros. Desde hoy, los europeos despistados podrán saber quién es ese tal Ness.

Ahí donde exploramos y tenemos NPC también enemigos, como estos macarras de Onett.
Ahí donde exploramos y tenemos NPC también enemigos, como estos macarras de Onett.

Un niño, un héroe
El argumento de Earthbound nos ubica en medio del año 199X tal y como se encarga de marcarnos el primer cartel que aparece cuando arrancamos el juego. Un niño llamado Ness –al que podemos cambiar el nombre al inicio como en la mayoría de títulos de la época de este género y elegir algunas de sus aficiones y nombres de sus compañeros, mascotas, etc.- está durmiendo tranquilamente en su casa cuando un tremendo estruendo lo despierta. Él, que tiene alma de héroe, se levanta y sale a las calles de Onett para comprobar qué está pasando. La policia ha cerrado diversos pasos, por lo que el camino lo lleva hasta lo alto de una montaña donde ha caído un meteorito. Su vecino está en el lugar de los hechos y le recomienda que vaya a dormir, que mañana mirarán qué ha sucedido.

Ya en formato expedición, Ness y Pokey vuelven al lugar de los hechos donde se encuentran con el hermano pequeño del segundo. Al acercarse al meteorito –sin vigilancia ya- una extraña abeja llamada Buzz Buzz aparece de la nada para darle una charla épica y paródica a partes iguales. Le explica que él es uno de los grandes héroes elegidos para luchar contra un mal alienígena que quiere acabar con toda la vida en la tierra: los Giygas. Decidido a emprender esta aventura a pesar de ser un niño (es muy divertido ver como madre y padre te animan a luchar porque siempre te han visto como un héroe) Ness y sus acompañantes vuelven a casa de Pokey, aunque por el camino se enfrentan a un alienígena que los ataca por sorpresa. A su llegada a destino los padres castigan a sus hijos y la madre, pensando que Buzz es un insecto cualquiera, lo destroza con un matamoscas. Antes de morir, dándole otra vez esa mezcla de épica y parodia, Buzz le explica que ha llegado su momento y que tiene que buscar ocho santuarios con sus respectivas melodías que guardará en una piedra especial para poder derrotar a los Giygas. La primera está cerca de Onett.

 La aventura se basa en cuatro protagonistas a cada cual más divertido.
La aventura se basa en cuatro protagonistas a cada cual más divertido.

Así empieza realmente la aventura de Ness, al que a lo largo de nuestra aventura acompañarán tres otros protagonistas que se irán uniendo a nosotros a medida que avanzamos: Paula, Jeff y Poo. El título se consolida entre otras cosas por el toque tan distinto que se le da a la aventura. Mientras los JRPG de la época narraban auténticas heroicidades, aquí también se hace por en medio de un apartado audiovisual rompedor –son niños contemporáneos, con gorra, bates de béisbol- y un humor en diálogos y situaciones que le da un aire distinto. Vemos personajes claramente sobreactuados en su discurso que además contrasta con su diseño, chascarrillos de NPC que dan información pero a la vez con un tono humorístico, jefes finales surrealistas como el primero que encontramos en Onett: un macarra extravagante con enormes gafas de sol y ropajes chillones. Es un JRPG clásico con sus tópicos y premisas pero con un tono distinto que se agradece.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
9
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Ape Studios
Género: 
Rol
Subgéneros: 
Basado en turnos
Lanzamiento: 
18/07/2013
Texto: 
Inglés
Plataforma: 
WiiU
+12Lenguaje soez

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad