Skip to main content
Publicidad
Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Donkey Kong Country: Tropical Freeze

review_game
| |

Retro Studios vuelve a la carga con su segundo juego de Donkey Kong, esta vez en exclusiva para Wii U (a la venta el 21 de febrero). Un título que se convierte en el exponente de la dificultad más endiablada que recordamos en los últimos tiempos para el género. Joya audiovisual y un ejemplo más de cómo de vivas -y geniales- están las plataformas a día de hoy.

Uno de los grandes juegos que esperaba Wii U ya está aquí. Retro Studios, compañía que se ha confirmado como un seguro de calidad indudable para Nintendo, vuelve a la carga con Donkey Kong Country Tropical Freeze, segunda entrega que realizan del plataformas bidimensional y que recoge el testigo de Returns, título que maravilló en Wii (posteriormente en Nintendo 3DS). Retro Studios ha decidido elevar el listón del desafío y de la dificultad endiablada, presentándonos el que es seguramente uno de los juegos de plataformas más desafiantes que ha aparecido en esta última época de renacimiento del género en formato 2D. Disponible para Wii U a partir del 21 de febrero, Donkey y sus amigos demuestran estar todavía más en forma. Y no era nada fácil.

La consola sobremesa de Nintendo necesita de nuevas propuestas atractivas para intentar activar sus ventas, y la apuesta que parece ser más segura para la plataforma hasta la fecha es precisamente el género de las plataformas. New Super Mario Bros U fue un buen juego de lanzamiento, Rayman Legends y su propuesta de juego asimétrico se convirtió en uno de los grandes reclamos de Wii U antes de salir a la venta (convertido a multiplataforma posteriormente), mientras que el rey Mario está en lo alto de las exclusividades con un juego de plataformas 3D en el que se ha introducido, con acierto y por primera vez, el cooperativo para hasta cuatro jugadores. El cuarto en entrar en discordia es este Donkey Kong, el quinto trabajo sobresaliente de Retro Studios después de la trilogía de Metroid Prime y el anterior Donkey Kong Country Returns. Una secuela que repite virtudes, también algunos errores pero en general hace eso de más y mejor.

Esta vez podremos controlar a Dixie además de a Donkey y a Diddie.
Esta vez podremos controlar a Dixie además de a Donkey y a Diddie.

Si por algo destacó Returns en su momento es por ofrecer un reto interesante al jugador. En un mundo lleno de plataformas –y más con el afán de los indies de poner encima de la mesa propuestas de este estilo- el título de Retro Studios supo desmarcarse con elementos tales como mantener la esencia de la trilogía original de Rare intacta. Actualizarla a los tiempos actuales y crear un diseño de niveles a la altura del personaje y de su legado. No nos engañemos: Un plataformas funciona si su arquitectura, su desarrollo, está pensado al milímetro. Y en esto Retro Studios ha demostrado saber tanto como el que más. Pero en Tropical Freeze han ido un paso más adelante, y a un diseño de niveles asombroso y cambiante se le añade un punto más de dificultad.  Más reto. Para el jugador experimentado.

Donkey Kong Country Returns permitía jugarse acompañado de alguien más ocasional en esto de los videojuegos. Por los controles, por ese cooperativo de corte más liviano en el que puedes quedar atrás y tus actos no afectarán al del compañero. Cierto es, también, que completarlo al 100% ya era tarea más ardua en compañía de gente menos experimentada. Tropical Freeze, el caso que nos ocupa, mantiene esas premisas, pero no es un juego para todo el mundo. Es difícil, bastante más que Returns. A lo mejor no valdrá para la pareja que juega de vez en cuando con nosotros/as  (o sí, todo es paciencia), pero es una gozada. Los amantes del reto están de enhorabuena con lo que propone Retro Studios. Algo que a veces, simplemente, es demencial. Brillantemente demencial.

Los vikingos han llenado de nieve los mundos de Donkey.
Los vikingos han llenado de nieve los mundos de Donkey.

Islas heladas
La acción nos ubica en los aposentos de Donkey Kong, que disfruta de un día tranquilo con los que serán sus compañeros de viaje: Diddy Kong, que repite de Returns, Dixie que vuelve directa de la trilogía de Rare y Cranky, que se estrena como personaje jugable y deja a un lado sus labores de comerciante en la tienda de objetos. A lo lejos, estos observan cómo se acercan una serie de barcos muy parecidos a los clásicos vikingos, pero con animales de las zonas frías de la tierra: pingüinos, morsas, monstruos de las nieves. Lo típico. Con una corneta mágica hielan las islas de Donkey Kong y los echan de su casa. Es hora de reclamar lo que es nuestro, piensan los simios.

Así empieza Tropical Freeze, un juego que parte de la base de Donkey Kong Country Returns, plataformas bidimensional y de avance lateral en el que debemos superar todo tipo de obstáculos, tanto de plataformas como de enemigos, para llegar al final de la fase y así desbloquear la siguiente hasta dar con el jefe final de turno. En total contamos con seis mundos (ocho había en la anterior entrega) en los que cada uno hay entre ocho y doce niveles, tres de ellos secretos y solo aptos para los más entrenados. Sobre el papel puede parecer que haya menos contenido, pero también tiene trampa. Los niveles son bastante más largos que en Returns, contando con varios puntos de control. En total, completar el juego nos puede llevar una quincena de horas o más si nuestro objetivo, además de desbloquear todas las fases, es coger todos y cada uno de los puzles presentes. Subamos el contador de horas si queremos romper récords contrarreloj a cada fase.

Vuelven las fases acuáticas, aunque algo menos inspiradas que el resto del juego a nivel de mecánica.
Vuelven las fases acuáticas, aunque algo menos inspiradas que el resto del juego a nivel de mecánica.

Una de las novedades en este caso es la presencia de los cuatro personajes elegibles en lugar de los dos de Returns. Donkey Kong es el protagonista y junto a él está Diddy, que puede mantenerse un tiempo mayor en el aire gracias al jet pack que tiene a sus espaldas. Las incorporaciones añaden sus propias habilidades. Por un lado tenemos a Dixie, que permite, después de un salto, elevarse un poco más arriba gracias a su coleta, que funciona un poco como el empuje que tiene Yoshi cuando salta. En el caso de la gran novedad, Cranky, su habilidad especial es completamente distinta a las anteriores. No tiene la capacidad de mejorar la suspensión en el aire, pero puede rebotar en el suelo con su bastón y eso le permite dos cosas: saltar más alto y evitar los peligros clásicos de los plataformas como los pinchos. Aunque puede parecer una buena ventaja, lo cierto es que Cranky es casi inútil en otros niveles donde saltamos evitando precipicios cada dos por tres, siendo mejores los otros dos personajes. Todos ellos, en todo caso, facilitan la vida si queremos conseguir algunas piezas de puzle o letras Kong, aunque se pueden conseguir -algunas con más dificultad- mediante Donkey.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
9,2
Regístrate o haz login para votar
publicidad

Comprar:

ver más tiendas
PAL/ES 24.90 € Comprar >
PAL/ES 36.90 € Comprar >
PAL/ES 45.64 € Comprar >
Desarrolla: 
Nintendo
Género: 
Plataformas
Lanzamiento: 
21/02/2014
Texto: 
Español
Plataforma: 
WiiU
+3

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad