Skip to main content
Publicidad
Xenoblade Chronicles 3D

Xenoblade Chronicles 3D, análisis

review_game
| |

El viaje de Shulk y la Monado llega a New Nintendo 3DS con un port impecable, que mantiene la fantástica experiencia. Xenoblade Chronicles 3D sigue siendo de lo mejor de los JRPG, ahora en una versión portátil sin apenas sacrificios técnicos y que mantiene toda la épica. Bionis y Mekonis en la lucha eterna, por fin en cualquier parte.

Este Análisis está dedicado a la versión -port- de New Nintendo 3DS y New Nintendo 3DS XL de Xenoblade Chronicles. Para más información pormenorizada consulta el Análisis del juego original de Wii.

Se dice en muchos foros especializados que es el mejor J-RPG de los últimos años. Se dice que Monolith Soft marcó un nuevo tope en las historias épicas en mundos abiertos y de personajes carismáticos. Se dice que fue uno de los absolutamente imprescindibles de Wii. Y nada de esto es mentira: Xenoblade Chronicles demostró hace casi cinco años que el género de Final Fantasy o Chrono Trigger todavía podía decir mucho y mantenerse a flote, con un impecable trabajo de Tetsuya Takahashi -precisamente ex-Square Enix- y su equipo amortizando el hardware del sistema del Wiimote, mezclando acción combativa, personalización extrema y grandes leyendas en un universo trascendente, y devolviendo ese puntito de magia a un género que a menudo tachamos de venido a mneos y sin ideas.

Ahora, la potencia de procesamiento superior de New Nintendo 3DS sobre 3DS y 2DS ha permitido a Nintendo y Monster Games (que ya hicieron con destreza Donkey Kong Country Returns 3D) recuperar aquel juegazo que maravilló a propios y extraños del género y hacerlo portátil, en 3D y moviéndose sobre dos pantallas colocadas una sobre la otra. Xenoblade Chronicles 3D es oro puro y exclusivo para el nuevo modelo de la consola, que ya pueden comprarse sin miedo quienes no descubrieron en su día por qué todo el mundo quedó maravillado con esta obra. No creemos que haya muchos más exclusivos de las versiones "New" de 3DS como éste. Pero, desde luego, descubrir este juego es un robusto incentivo de compra de la nueva revisión de la máquina.

La espada Monado tiene una extraña conexión mágica con Shulk.
La espada Monado tiene una extraña conexión mágica con Shulk.

El majestuoso viaje de Shulk y la singular y todopoderosa espada Monado desde Colonia 9 y a través de un mecanizado mundo en guerra marcado por el enfrentamiento titánico de los colosos Bionis y Mekonis nos consiguió introducir de lleno en un profundísimo juego de rol japonés repleto de ideas frescas en su sistema de combate en tiempo real y con las artes, su disposición de los árboles de progresión interrelacionando a los personajes, la rotunda libertad de exploración que ofrece al jugador para dejarle elegir el orden de misiones secundarias y principales, la obsesión por el coleccionismo, la personalización consecuente... Xenoblade Chronicles 3D nos recuerda lo grande que era este juego en tamaño, sofisticación, estética y calidad general. Y se mueve perfectamente en la nueva portátil, con solidez, portento visual y sin sacrificios determinantes.

Todos los componentes del género están, como ya se echaba de menos, desde las tiendas o los jefes finales imponentes con sus ataques mágicos hasta las conversaciones trascendentes en un idílico mirador o las estrategias combativas y de equipamiento para poder hacer frente a súper épicas batallas contra una desbordante variedad de enemigos bien distintos. Es tanto y tan extenso todo lo que ofrece Xenoblade Chronicles que llegará a abrumar un poco a los menos habituados al RPG nipón. Sin embargo, a los que somos amantes de este formato, esta reliquia mística caída del cielo nos enseñó que no todo estaba perdido y que los desorbitados valores de superproducción siguen teniendo cabida en esta clase de obras.

La historia de Shulk, Dunban, Fiora y compañía es una historia dura de las que atrapan cuando te quieres dar cuenta. Curiosamente no es esto lo mejor de la obra, aún así, pues en su elenco de misiones secundarias, trabajitos adicionales y búsqueda de objetos concretos en un formato de exploración totalmente libre es donde mejor se planta Xenoblade. Éste es un viaje que disfrutar tranquilamente y mirando el paisaje y a los paisanos, con ligeros toques de MMO adaptados al mejor singleplayer y de ésos que desapercibidos mantienen pegado a cualquiera a su fórmula y siguen dando que pensar una vez hemos apagado la consola. Mezcla de estética sci-fi y medieval como tantas veces hemos conocido en los JRPG, aquí hay un enfoque propio radicalmente diferente en todo, haciéndolo imprevisible a pesar de los personajes arquetipo o cliché.

Xenoblade Chronicles 3D (3DS) Captura de pantalla  Xenoblade Chronicles 3D (3DS) Captura de pantalla

Baluarte audiovisual portátil

Xenoblade tuvo que demostrar en su día que podía llevar Wii a -prácticamente- su máximo, y vuelve a demostrarlo en New 3DS. Uno de los componentes gráficos del laureado título en sobremesa que más llamaron la atención fueron las enormes distancias de dibujado y absoluto movimiento con fluidez de entornos tan grandes, vivos y bien construidos. Si esto no funcionaba bien en este port reducido simplemente en resolución, toda la experiencia de juego se vería lastrada. Por suerte, New 3DS es capaz de soportar la mastodóntica escala de la aventura sin pestañear aparentemente. Igual que los grupos numerosos de enemigos y personajes, o las súper expresivas muecas de todos los interlocutores, aquí hasta suavizadas y más naturales. Y, cómo no, enormes criaturas que se salen de plano de por medio. Podemos estar tranquilos de que no se ha tocado la iluminación o el poligonado y texturizado, habituales víctimas de los ports a portátiles.

Es asombroso ver cómo se mueve Xenoblade en este dispositivo de mano, casi igual que lo recordábamos en su edición original. Desde luego, consigue llegar a parecer una producción pensada para pequeña pantalla. Bien es cierto que no se ha forzado a mejor prácticamente nada, todo está tal cual o con las reducciones lógicas, y es una oportunidad desaprovechada que podrían haber usado en algunos detalles mejorables, como los objetos incorpóreos o las cinemáticas con planos muy cercanos que dejan a la vista tonalidades planas y ángulación de polígonos. También encontramos, suponemos que por la resolución drásticamente inferior, menor nitidez en la mayoría de texturas y efectos, como las explosiones, el agua, y un aceptable truco de emborronado para los tejidos orgánicos como la piel, la madera o la hierba, algo menos abundante en arbustos, lógicamente. Se nota el píxel, como ocurre en todo juego de portátil por el inferior número de puntos en pantalla.

Pero quitando esas minucias irremediables por la naturaleza del nuevo soporte, ya en sí estamos ante un mundo tan bien diseñado, detallado, lleno de personajes y enemigos, grande, colorido, coherente y firme que tampoco es justo pedirle más a lo que nunca ha pretendido ser una remasterización o revisión perfeccionada. Chronicles 3D es la edición portátil de un título colosal, mantiene la intensidad y espectacularidad de los combates, algo que en estas dimensiones de pantalla puede llegar a hacerlo algo caótico en contados momentos, pero nada frustrante, ni demasiado habitual, ni que lo haga impracticable. Son levísimos males inevitables y asumibles, que no tienen arreglo en el trabajo de port, excelente en lo audiovisual y en lo jugable.

Al disponer de un sistema de combate tan ágil y de enfrentamiento directo sin transición para entrar en batalla, Xenoblade en New 3DS debía soportar un mundo persistente repleto de enemigos en pantalla, con sus propias conductas según especie, y cambio instantáneo de actitud a atacarnos o ignorarnos a raíz de nuestra ofensiva. Uno de los temores más extendidos en toda versión portátil de un juego es que haya recortes en la IA o en las unidades con que nos topamos respecto al original. Chronicles 3D no tiene absolutamente nada de esto, mantiene la experiencia tal cual y además incorpora los cambios suficientes de interfaz como para que nos sintamos cómodos jugando en una pantalla pequeña y no quede ésta agobiada de marcadores, minimapa, indicador, menús desplegables... Eso es un acierto de rediseño.

Las distintas colonias y aldeas sirven de remanso para el equipo.
Las distintas colonias y aldeas sirven de remanso para el equipo.

Para empezar, la pantalla táctil se usa en Xenoblade Chronicles para alojar el esencial minimapa y los marcadores de cada personaje de nuestro escuadrón en cada momento. Es vital en esta aventura conocer el estado del grupo, sus puntos de vida, nivel de experiencia, afinidades, artes combativas disponibles, estados alterados... Colocando los marcadores abajo, se nos despeja bastante la pantalla superior, que queda limpia y solo salpicada por el menú horizontal de batalla y el indicador de dirección y metros restantes de objetivo, ahora un poco más recogido pero igual de importante.

El menú de inventarios, mapa general, guardado en cualquier momento -muy útil para un juego portátil-, colecciopedia, progresión, etc. se despliega con el botón X, pero no abarrota la pantalla superior tampoco, queda estilizado en la franja inferior. Luego están los textos, con el tamaño idóneo aunque bien es cierto que en determinados tutoriales o largos subtítulos algunos jugadores en New Nintendo 3DS estándar (no la XL) pueden encontrar una tipografía algo minúscula y que les llegue a cansar seguir. Pero no es algo generalizado ni frecuente.

Con todo esto se puede decir que jugar a Xenoblade en consola portátil es cómodo, se hace satisfactorio incluso en sesiones largas de varias horas. Y hasta con el 3D activado. El efecto estereoscópico en este port se ha incorporado de forma suave, buscando más la profundidad que los relieves, algo en favor de la longevidad sin agotamiento. Y gracias a la capacidad de New Nintendo 3DS de mantener el efecto aunque giremos o movamos la consola, por fin es llevadero no apagarlo nunca, disfrutando de un acabado tridimensional sólido pero sin despuntes, claramente impuesto a mano posteriormente. No es éste el mejor 3D del catálogo de 3DS, tampoco lo busca y se conforma con funcionar durante ratos extensos.

Xenoblade Chronicles 3D (3DS) Captura de pantalla  Xenoblade Chronicles 3D (3DS) Captura de pantalla

Titán comprimido y cómodo

Y decimos comprimido, no reducido o limitado. Es decir, que cuando puede, vuelve a crecer a su vasto tamaño natural, lo que ocurre a los pocos minutos de juego. Chronicles 3D está adaptado a los controles de New Nintendo 3DS y New Nintendo 3DS XL con esmero y muchas horas de testeo para dar con las mejores combinaciones, mapeados y decisiones de diseño. Justo lo que encontramos, está cómodo en este soporte. Empezando por el nuevo botón C (pequeño stick derecho) que gira las cámaras de forma libre y absoluta fluidez de imagen -sin tirones-, y llegando hasta el menú de batalla gestionado desde la cruceta para elegir las artes o las habilidades y ataques. Hay diversas configuraciones de control posibles que lo harán cómodo a casi cualquier gusto.

Desde luego es necesario, una vez dentro de la partida llega a olvidarse que estamos en una portátil por la profundidad de situaciones y posibilidades planteadas, además de por la dificultad atractiva y desafiante de algunos enfrentamientos que requerirán que sepamos sacar partido de las artes de cada personaje, el equilibrio entre ataque, especiales, curación y apoyo a aliados con botón B, o haber elegido bien con quién vamos y con qué nos equipábamos antes del enfrentamiento. El gatillo izquierdo para la fijación de blancos a lo The Legend of Zelda es una perfecta ayuda para esto. Existían y existen esos momentos míticos del JRPG donde irse a "levear", a subir de nivel a nuestros personajes entrenándolos más y más en combates totalmente opcionales para estar mejor preparados ante lo que está por llegar o nos mantiene atascados con su provocado pico dificultad.

xenoblade_98.jpg Captura de pantalla xenoblade_88.jpg Captura de pantalla xenoblade_111.jpg Captura de pantalla

Las decisiones alejadas de la linealidad dramática son otro factor que hizo grandiosa esta propuesta y juega en favor de su vida útil. Aquí hay algunas nuevas funciones para facilitar la organización de misiones activas, los marcadores, viajes rápidos por el gigantesco mapamundi dividido en los dos continentes, etc. Elegir rotación de mapa o posición fija, desanclar puntos objetivo, y demás, son comandos que vienen realmente bien a su abierta navegación donde ninguna ruta está predefinida y donde es el jugador quién decide cuánto tiempo pasarse en cada desplazamiento, yendo al grano o atendiendo a los NPCs que salen a nuestro encuentro pidiendo ayuda, ofreciendo comercio, obsequios, nuevas leyendas... Y todo mientras mejoramos la afinidad con nuestros acompañantes o los personalizamos individualmente.

xenoblade_20.jpg Captura de pantalla  xenoblade_28.jpg Captura de pantalla

La epopeya completa

Luego está el sonido, tan potente como sobresaliente en calidad de música, efectos y doblaje. Es llamativo lo alto que suenan los altavoces de New Nintendo 3DS, al menos con Xenoblade Chronicles 3D, pero su rotunda BSO nos incitará a mejor jugarlo con cascos. La gran ausencia, como muchos ya sabrán, es la opción de escoger doblaje japonés en vez de doblaje inglés (aquí único). El selector de idioma de voces no está en esta edición, probablemente por el enorme tamaño del archivo de audio y mejor rendimiento del juego en general, que ya pesa 30.108 bloques si lo descargamos de la eShop y no cabe en la tarjeta MicroSD incluida de serie en las nuevas New 3DS. Se necesita para su descarga, al menos, una tarjeta de 8GB.

Es una pena lo de perder el doblaje nipón, impresionante en el original y que sumergía más en la narración característicamente nipona del juego. Pero, de nuevo, éste es un mal menor y asumible en pos de tener Xenoblade en cualquier parte y situación de partidas, a las que el guardado rápido y en cualquier momento les viene de maravilla, por cierto. La música y los efectos se mantienen al formidable nivel sin fisuras que muchos recordarán, con especial mención en FX a la gama de golpes de espada, pasos sobre superficies diversas, despieces de los robots, hechizos lanzándose...

xenoblade_10.jpg Captura de pantalla  xenoblade_06.jpg Captura de pantalla

En la sobresaliente Banda Sonora, piezas orquestadas a cargo de Yoko Shimomura, Manami Kiyota y Yasunori Mitsuda, de sobra conocidos en el género, llenan de todavía más magia y la emotividad habitual del rol japonés cada paso de Shulk y sus compañeros. Fue un acierto crear temas concretos para personajes o aldeas, menús, jefes... De manera que en seguida se crea identidad sonora de cada elemento del viaje. Además, todas estas canciones de impecable composición y melodías a cuerda inolvidables están en la Galería de extras del juego, a adquirir con fichas igual que otros items como artes, modelados de los detallados personajes que poder contemplar con lupa y en total imagen 3D, etc.

Para conseguir fichas existen 3 vías: con StreetPass y cruce con otros jugadores que nos aporten nuevas fichas, con las figuras Amiibo compatibles con Xenoblade Chronicles 3D o mediante Monedas de juego, ésas que se nos otorgan en 3DS por diversas vías y objetivos se asocian a nuestra cuenta en la consola. Los más fans querrán desbloquearlo todo. Y con estos diseños tan identificativos, maravillosas piezas musicales y personajes entrañables no es difícil dejarse llevar por el coleccionismo hasta abrir todos los items de la Galería. Querrás tener el 100%, completar las zonas, las búsquedas, los desbloqueos...

xenoblade_113.jpg Captura de pantalla

Conclusión: 

Xenoblade Chronicles 3D dibuja la oportunidad que estaban esperando muchos posibles compradores de una New Nintendo 3DS. Es un título que motiva la adquisición del nuevo modelo de la consola -y una tarjeta MicroSD adicional de 8GB o más si se va a descargar de la eShop-, sobre todo si no se ha jugado en Wii. Es un JRPG imprescindible y en edición portátil mantiene absolutamente toda su identidad, ritmo, libertad, personalización, espectáculo visual, sonido abrumador, duración, trascendencia, interés... Se quedan por el camino algunos sacrificios inevitables como el originalmente opcional doblaje japonés -para ocupar un poco menos- y los defectos gráficos irremediables de una resolución y hardware innegablemente inferiores. Pero, por lo demás, hay muy buenas ideas de rediseño y adaptación a esta particular consola, poniéndola a un nuevo máximo y logrando una experiencia de juego plena y asombrosamente satisfactoria todavía hoy. Cuesta creer que un título de estas proporciones quepa ahora en el bolsillo y que va a dar durante meses auténticas alegrías, emoción narrativa y diversión como realmente se echaba de menos del género. Si no lo has hecho ya, ha llegado la hora de que empuñes la Monado, y que lo hagas mientras esperas el autobús.

Lo MejorLo Peor
Exactamente misma experiencia que en sobremesa, pero en cualquier parte.
La ausencia -comprensible por tamaño del archivo de audio- de voces en japonés.
Se han cuidado todos los detalles para una adaptación cómoda en portátil.
Determinados combates abarrotados o largos cuadros de diálogo cuestan un poco en pantalla pequeña (mejor en New 3DS XL).
Épico, mastodóntico, profundo, duradero y memorable. Lo mejor del JRPG en años.
No hay desniveles gráficos ni recortes excesivos. Un port prácticamente 1:1.
La música, te incitará a jugarlo con cascos.
La Galería y la invitación constante al completismo.

Puntuación

Excelente
Un título referente en su género, que destaca por encima de sus competidores y que disfrutarás de principio a fin, seguramente varias veces. Un juego destinado a convertirse en clásico con el paso de los años.
Cómpralo sin pestañear.
Jugabilidad

Pocos ports a consola portátil pueden presumir de mantener plenamente las sensaciones del juego original en sobremesa. Chronicles 3D lo consigue en todo, es un juego enorme, profundo, trascendente, abierto y muy sólido en lo que se propone, de lo mejor del JRPG en los últimos tiempos. El épico viaje de Shulk con la Monado está perfectamente adaptado a un formato portátil, con adecuados rediseños de interfaz, mayor tamaño de textos, uso ordenado de las dos pantallas y todos los botones... Además, la nueva Galería de extras nos invitará a jugarlo a fondo para desbloquear todos los elementos, música, personajes 3D...

Gráficos

Conversión técnica trabajadísima que solo sacrifica los aspectos irremediables del paso a un hardware algo inferior y a una pantalla con menor resolución. Todo está tal cual lo recordamos de Wii, con impresionantes distancias de dibujado en un mundo abierto y vivo, nivel de detalle brillante, total fluidez de imagen, grupos numerosos de enemigos... Cuesta creer todo lo que pone Xenoblade en la pequeña pantalla de New 3DS y New 3DS XL, mejor en la segunda por lo pequeño de contados textos y planos alejados o combates de escala superior. Asombroso.

Sonido

Banda sonora única y al más alto nivel, creación de Yoko Shimomura, Manami Kiyota y Yasunori Mitsuda que en New 3DS sigue sonando igual de bien y acompañando toda la acción y gama de efectos sonoros capaces de transportar al jugador hasta el vasto universo del juego, mejor aún con cascos. En cambio, tenemos que lamentar en esta versión portátil y 3D la ausencia del doblaje japonés, sí incluido como opción en el original de Wii. El trabajo de voces en inglés y total localización de textos al castellano es magnífico, eso sí.

Regístrate o haz login para hacer un comentario
9
Regístrate o haz login para votar
publicidad

Comprar:

ver más tiendas
PAL/ES 36.03 € Comprar >
PAL/ES 35.90 € Comprar >
PAL/ES 39.90 € Comprar >
PAL/ES 39.99 € Comprar >
Desarrolla: 
Monolith Soft
Género: 
Acción, Rol
Lanzamiento: 
02/04/2015
Voces: 
Inglés
Texto: 
Español
Plataforma: 
3DS
+12Violencia

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad