Skip to main content
Publicidad
Senran Kagura Burst

Senran Kagura Burst

review_game
| |

Sin ropita, denigradas a mero cuerpo de pechos y nalgas y rapidísimas luchadoras. Las controvertidas ninjas colegialas de Senran Kagura Burst llegan estos días nada menos que a Nintendo 3DS, a la europea con dos juegos en uno, para dejar de lado cualquier consideración seria del género beat'em up y enseñar cacha bajo su particular estilo manga/anime. Una obra boicoteada, pura Fanservice exploitation y plana que para muchos tendrá un fetichista encanto especial. Todo un éxito en Japón.

El productor Kenichiro Takaki quería hacer un juego específico para Nintendo 3DS que satisficiera lo que los jugadores querrían ver en 3D. Él mismo ha contado en varias ocasiones que en unos segundos ya tuvo la respuesta: ¡Tetas! Bajo esta premisa y con el desarrollo de Marvelous Entertainment y Xseed Games nació toda la idea y parafernalia que rodea a Senran Kagura, un joven icono en territorio nipón que hoy ya cuenta con serie anime y colección de mangas pese a sus escasos tres años de vida. Además tiene un título de lucha exclusivo en PSVita a cargo de sus mismos creadores, Shinovi Versus, y otro de corte social en sistemas iOS y Android. Todo parecía indicar que los europeos nos íbamos a quedar sin conocer este desmadre de sujetadores, braguitas y tortas pensado para la portátil de Nintendo, pero en un sorprendente movimiento la compañía de Super Mario ha decidido colgar en la eShop y las tiendas de nuestro continente Senran Kagura Burst a 34,99 euros, el paquete que incluye el título original de 2011 y su secuela de 2013.

A cargo ahora del estudio adaptador Tamsoft y con Marvelous AQL como distribuidora, este pack contiene los episodios Hanzō Academy del primer juego, y la historia de las Crimson Girls del segundo. Todo muy parecido y bajo los mismos carnales atractivos visual y de gameplay, jovencitas que pierden la ropa a medida que reciben y dan golpes, haciendo peligrar su salud frente al deseo del jugador de seguir viendo más y más. Es muy básico, primitivo, morboso... y por eso de lo más controvertido que encontraremos en el catálogo de la consola de dos pantallas. Desde la propia revista oficial de Nintendo se han hecho llamamientos para boicotear el juego, también desde comunidades de chicas gamers o asociaciones contra la imagen estereotipada y machista de la mujer. Está rodeado de polémica y no es para menos, puede ser considerado un insulto o por el contrario una baza transgresora, distinta y desenfadada que solo busca reírse de sí mismo, sin reverencias ni formalismos. Ecchi en estado puro, y eso no es malo.

Ropa que se rompe con los golpes y en acentuado 3D. Fetichismo nipón y buena dosis de pechos táctiles.
Ropa que se rompe con los golpes y en acentuado 3D. Fetichismo nipón y buena dosis de pechos táctiles.

Pero, ¿encontramos un buen título de ninjas y acción cuerpo a cuerpo más allá de su baile de petardas gritonas y modelitos provocativos que se desgarran? Justo para esa valoración está este Análisis, para detallar qué hace de las dos campañas de Senran Kagura Burst algo aceptable pero ni mucho menos destacable. Es un total fanservice, un juego de otaku que se esmera más por regalar al fan esos momentazos que espera ver que por cuidar su gameplay. Golpes rápidos y combos aéreos contra oleadas que llegan a recordar a los juegos musou como Dynasty Warriors -nunca nos atacarán de forma individual, sino en grupos-, la adaptación a consolas de Ikkitousen u otros alejados de este género como Parasite Eve III pero que comparten este nexo de unión con total importancia de los daños y la ropa que queda a los personajes sobre su barra de salud. Cinco son las ninjas dibujadas por Nan Yegashi que podremos elegir, vestir, observar y con las que explorar entornos bastante planos y similares.

Las Double D son guerreras

Haruka, Hikage, Mirai, Yomi y Homura. Cinco talantes y estilos combativos para cinco alumnas de la Hebijo Clandestine Girls' Academy de peinado, vestuario y magia diferente que empiezan en un fisgón modo Vestuario, la Habitación del Ninja. Es aquí donde iremos alojando los coleccionables recogidos -que no son pocos-, escucharemos música, accederemos a las siguientes misiones, hablaremos con otros personajes y, lo más canalla, podremos elegir modelitos para nuestras combatientes y analizarlas con lupa de arriba a abajo, haciendo ya el propio juego que reparemos en su delantera y gluteos, todo ello con botones de acceso directo en la pantalla tácitl para una navegación más rápida y, cómo no, para poder interactuar sobre sus exagerados cuerpos, moviendo las voluptuosas formas de las jovencitas sacudiendo la consola, o haciendo zoom (2D ó 3D, literalmente las tetas salen de la pantalla) sobre sus pechos, culo o piernas y escuchando quejidos y frases como "heeeeeyyyy... No me mires ahí". Puro fetichismo que llega a ser hasta extraño, pero apartado en el que el 3D empieza a demostrar lo bien implantado que se encuentra en el aspecto técnico.

Beat'em up de vieja escuela con poco atractivo como arcade de lucha pero un estilo de combates diferente y muy aéreo.
Beat'em up de vieja escuela con poco atractivo como arcade de lucha pero un estilo de combates diferente y muy aéreo.

Luego está la Hanzō Academy -la campaña con la que nos aconsejan iniciar-, la correspondiente al primer juego. Aquí encontraremos a Asuka, Ikaruga, Katsuragi, Yagyuu e Hibari, también todas ellas de diverso estilo combativo y más centradas en unos atributos que otros. Fuerza, rapidez, número de golpes por combo, etc. son algunos parámetros variables de unas luchadoras a otras, pero lo cierto es que Senran Kagura no distingue tanto como podría la eficacia o gameplay de cada una. Al final, y éste es uno de sus problemas en su faceta principal de beat'em up, la lucha es bastante plana y no tarda en hacerse constantemente similar, solo salpicada de mecánicas distintas en los jefes -que a menudo tampoco- y en algunas misiones especiales de las sobre 70 que contiene cada una de las dos campañas.

Al final de cada breve misión se nos da una nota basada en la salud, ataque, rapidez y técnicas usadas, de manera que los más exigentes podrán repetir fases para intentar batir sus marcas. Hay escenarios repetidos y los objetivos normalmente son llegar hasta el final del nivel resistiendo todas las oleadas y jefe final de turno. Eso sí, sin duda para quien esté dispuesto a soportar sus esquemas machacabotones y tendencia reiterativa es un cartucho o descargable muy, muy duradero. Hay mucho por desbloquear y concesivos extras. Además, junto al HUB exploratorio y las partes in-game de combate, Senran Kagura Burts emplea como tercera mecánica jugable una gama de novelas visuales, con imágenes de fondo y texto donde pasamos las páginas con L y R. Un claro detalle para el acérrimo, pues en estos libros digitales encontramos detalles esenciales de la trama, pasado e historias de cada personaje. El recipiente ideal para todo el background del universo del juego y el único momento en que este se pone de un nivel de seriedad tan grande, que contrasta sobremanera con sus partes de combate desenfadado.

Ingenuas, exuberantes, chillonas y hasta absurdas. La polémica está servida en cuanto se analiza fríamente su imagen de mujer.
Ingenuas, exuberantes, chillonas y hasta absurdas. La polémica está servida en cuanto se analiza fríamente su imagen de mujer.

Desde luego, en Senran Kagura Burst se cumple por partida doble lo que se prometía e inspiró a su productor, tetas en tres dimensiones. El efecto óptico sin necesidad de gafas único de 3DS se exprime aquí de tal manera que desde la espectacular cinemática anime de apertura hasta los vestuarios y primeros planos súper cercanos reflejan profundiad y relieves, con un especial énfasis en hacer que los brazos o los pechos parezcan sobresalir de la pantalla superior de la portátil. El acabado cel shading tiene bastantes picos, esquinas y ángulos feos que no nos dejan hablar de un apartado gráfico potente, pero sí que hay hacer una mención especial al 3D y algunos trucos de cámara para amortizarlo. Esto incluso va un poco más allá con la posibilidad de esconder las cajas de texto con el botón Y para poder contemplar sin molestias cada escena al detalle, con posiciones de cámara bastante guarrillas y cercanas, pródigas en ángulos bajísimos y primeros planos muy cercanos.

AnteriorSiguiente
Regístrate o haz login para hacer un comentario
6,8
Regístrate o haz login para votar
publicidad
Desarrolla: 
Marvelous Entertainment
Género: 
Acción
Subgéneros: 
Beat'em up
Lanzamiento: 
28/02/2014
Texto: 
Inglés
Plataforma: 
3DS
+16SexoViolencia

Añadir a mis juegos

publicidad

Metacritic

Más en la web

publicidad
Publicidad